El gobierno de Noruega no se interesa mucho por lo que pasa en Yemen

Publicado: 3.11.2016            steigan.no/noruego.today

 yemen-crisis-759

Pål Steigan, comtentador y escritor noruego expresa: “En estos momentos hay una terrible guerra contra el pueblo de Yemén. Es llevada a cabo por nuestro aliado Arabia Saudita con el apoyo directo de varios de nuestros otros aliados occidentales. 20 millones de personas necesitan asistencia humanitaria urgente. Medio millón de niños están desnutridos, mientras que Arabia Saudita les destruye la distribución de alimentos.

Esto se produce en un silencio casi total de los medios de comunicación internacionales. Por lo tanto no existe una opinión pública en contra de la guerra en Yemén. El público apenas sabe al respecto”.

 The-killing-of-children-in-Yemen-is-one-of-the-video-games-for-the-UN-What-an-irony-800x500

 

Por lo tanto, he hecho una pregunta al editor del periódico noruego ‘Klassekampen’ Bjørgulv Braanen: ¿Por qué el periódico Klassekampen (Lucha de Clases) no ha expresado rechazo a esta guerra en sus editoriales?

Bjørgulv Braanen me respondió en Facebook:

“Estos e-mails que Ud. me envía siempre me ponen en duda. ¿Qué está tratando de decir? ¿Es lo que usted piensa, o insinúa que no lo deploramos porque no le dedicamos un editorial a ésto? Espero que entienda que no todos los conflictos en el mundo pueden o deben ser tratados en el editorial del periódico Klassekampen. Con toda modestia nosotros nos concentramos en lo que pensamos que podemos influir, de una manera u otra. Por ejemplo, cuando se trataba de la guerra de Libia, que era importante escribir sobre ella en un editorial, lo que hicimos en numerosas ocasiones debido a que Noruega estaba involucrada y lo que escribimos tal vez podría crear un impacto en el debate noruego y en los políticos noruegos. Qué importancia tiene que condenemos o nó los abusos de Arabia Saudita en Yemen tengo un poco de dificultad en comprender”.

Pål Steigan expresa: “No voy a exagerar la importancia de un editorial del diario Klassekampen, pero creo que Braanen se hace el insignificante. Sus editoriales en contra de la guerra en Libia en su momento fueron muy importantes, y creo que contribuyeron a que parte de la izquierda noruega no apoyara esa guerra, ya que estaban en peligro de hacerlo.

Y Braanen subestima gravemente la guerra en Yemén, cuando él escribe: “espero que entienda que no todos los conflictos en el mundo pueden o deben ser tratados en un editorial de Klassekampen.”

Sanaa_HDR_(16482367935)                                                            Sana antes de bombardeo

 

Sana

                                                   Área de Sana después del bombardeo

Esto no es ningún simple “conflicto”. Es la segunda más grande guerra en el momento que ha llevado a millones de personas a la pobreza extrema y la muerte de miles. Se cometen crímenes de guerra continuamente de parte de nuestros aliados. Y Noruega apoya indirectamente la guerra a través de nuestras exportaciones de armas.

Braanen se equivoca si él piensa que la guerra en Yemén no tiene nada que ver con la política noruega o los políticos noruegos.

En un artículo en el diario Aftenposten el 20 octubre los periodistas Tuva Widskjold, Gunvor Knag Fylkesnes, Fredrik Heldal Borghild Tønnessen Krokan, Tor Kristian Birkeland e Ingrid Næss-Holm expusieron que tanto el parlamento como el gobierno noruego permiten la exportación de equipo militar a la guerra en Yemen.

Señalan que el gobierno noruego no ha querido ordenar un alto general a la exportación de armas a la alianza que bombardea a Yemen a pesar de los informes en terreno de posibles crímenes de guerra.

Ni el Parlamento ha tomado esto en serio. En dos sesiones nuestros elegidos parlamentarios tuvieron la oportunidad de asumir la responsabilidad y detener la exportación de equipo militar noruego a los países de la coalición atacante. En cambio, han optado por permitir que las exportaciones continúen, sin garantías de que el equipo militar de Noruega sea utilizado allí. Solo 1 partido de izquierda y dos de centro en la última sesión del parlamento noruego (Stortinget) votaron por el cese de exportación de material bélico.

Esto significa que no sólo los de derecha sino también los socialdemócratas abogan por la exportación de armas noruegas a la coalición de países que bombardean Yemen. Esto no es sólo un simple y lejano “conflicto”. Se trata de una controversia política en Noruega. El periódico de izquierda ‘Klassekampen’ podría, si suponemos que el periódico tiene influencia política, cosa que yo creo, tal vez ayudar a empujar al partido laboral (Partido de los trabajadores, AP) para cambiar de postura y por tener mayoría parlamentaria para detener estas exportaciones de armas. Al elegir la pasividad el editor Braanen ha hecho una elección política que creo que los lectores del diario no entienden.

Así que repito la pregunta de nuevo: ¿Veremos en el editorial del periódico Klassekampen un interés político contra la guerra en Yemen que Noruega* está apoyando?

*(Noruega reparte el premio Nobel de la Paz cada año)

Mapa Yemen

 

 

 

Deja un comentario