Políticos corruptos derrumban naciones

Publicado: 14.3.2016           steigan.no/noruego.today

kerry2
 
A principios de diciembre de 2012 Estados Unidos decidió apoyar el llamado “Consejo Nacional Sirio” (CNS) para derrocar al presidente Bashar al-Assad y promover un cambio de régimen en el país. A esta línea se acoplaron varios gobiernos europeos. Entre ellos el de Noruega.
Barth1
                                                           Ministro noruego de guerra
Espen Barth Eide colabora en arruinar el país sirio.
Con el apoyo noruego Siria es bombardeada y semidestruida, pero él se queda con un excelente trabajo y un sueldo muy jugoso.
Él envió a su secretario Torgeir Larsen a Marrakech en Marruecos para discutir la situación en Siria con el ‘Consejo Nacional Sirio’ (CNS) y expresarles su apoyo. Ésto era darles una contribución finansiera importante de Noruega a la parte civil de la guerra para así provocar el cambio de régimen.
En un nuevo comunicado dice Barth Eide:
“Exhortamos al ‘Consejo Nacional Sirio’ para comprometerse a que el personal de ayuda humanitaria no sean objetivos militares de guerra y que tengan el pleno acceso para llevar a cabo su trabajo de cooperación. La legitimidad internacional del CNS depende de que los grupos en armas respeten el derecho humanitario”, dijo Barth Eide.
Este enunciado político fué importante para activar a las organizaciones de ayuda de Noruega y convencer a la opinión pública del país.
Barth Eide no se quedaba atrás. Estaba en todos los medios de comunicación noruegos y proclamó el apoyo de Noruega al ‘Consejo Nacional Sirio’ , una agrupación que nadie eligió y que no tenían respaldo en la ONU, sino más bien de los Estados Unidos y de la OTAN.
Como lo confirman el periódico de Oslo VG y la radio y tv NRK. A partir de entonces, Noruega ha formado parte en una guerra que ha matado a cientos de miles de personas, creando unos 12 millones de desplazados y la destrucción de grandes ciudades. Tres días después promovió el ministro Barth Eide que Noruega aplicara sanciones contra Siria. Estas iniciativas no tenían ninguna base en la ONU, pero sí en los Estados Unidos y la OTAN. Las sanciones son parte de la guerra económica y tienen la misión de provocar miseria para los habitantes de la nación afectada. Las sanciones matan! Y Noruega ha ayudado en gran medida a ello gracias al esfuerzo del señor Espen Barth Eide.
También fue Espen Barth Eide quien instruyó a las organizaciones de ayuda de Noruega como la ‘Ayuda Popular Noruega’ a estar involucrados en la parte civil de apoyo al CNS dándoles además sumas considerables de las arcas del estado noruego para promover la guerra a Siria.
Pero, ¿dónde está ahora el señor ministro Barth Eide?
Pue claro! como su jefe superior el entonces primer ministro Jens Stoltenberg, que como buen chico dió la orden de bombardear con aviones de la fuerza aérea noruega a Libia, se consiguió el puesto de Secretario General de la OTAN.  Eide también se hizo cobrar por sus servicios. Él es ahora “Jefe de Asuntos geopolíticos, miembro de la Junta Directiva del Foro Económico Mundial.” Osea es uno de los administradores máximos en el club de los billonarios. ¿Adivinamos con un sueldo limpio de 250 mil dólares anuales? Además de compensación por gastos de representación, residencia y gastos varios. Y todo ésto libre de impuestos por supuesto.
US Secretary of State visits NATO
                                                                amiguitos…
En el caso del señor ex primer ministro y socialdemócrata Stoltenberg, que luego de perder las elecciones y dar paso a un gobierno de derecha, recibió también un nuevo título de comandante de la OTAN con un sueldo de aproximadamente 250 mil dólares. Y como el periódico de Oslo Aftenposten escribe: “Stoltenberg tendrá un coche con chófer y residencia oficial – chef de cocina privado, mayordomo y personal de seguridad – eso sí no tendrá inicialmente su propio avión.” Y el periódico añade que todo ésto es libre de impuestos.
El ex primer ministro de Noruega Thorbjorn Jagland, que se ha distinguido por la entrega del Premio Nobel de la Paz a Barack Obama y otros favoritos, ocupó luego el cargo de jefe del Consejo de Europa, con las condiciones de salarios e impuestos al mismo nivel que sus camaradas del Partido Laborista Noruego. (Det norske arbeiderpartiet. Socialdemócratico).
A pesar de éstos hechos, todos los medios noruegos de comunicación sin excepción continúan presentando a estos políticos como ‘hombres de izquierda’.
Así que la lección para los dirigentes políticos noruegos es clara: “vayan a las guerras que lanzan los Estados Unidos, destruyan un país o dos y colaboren en lanzar a millones de sus habitantes a buscar refugio en otros países”. Si pueden vender ésto en su país les esperan buenos salarios, sin impuestos y sólidos beneficios. Está claro que tanto la actual primer ministro noruega sra. Erna Solberg, el del exterior sr.Börge Brende y la de defensa sra Ine Eriksen Søreide han tomado nota de ésto y actúan en la misma línea política.
Que queden montones de cadáveres y países arruinados y destruidos para las generaciones venideras es para Noruega solo un detalle.
unicef-uno-de-cada-tres-ninos--jpg_604x0
                                                                 Niños en Siria

Deja un comentario