Cómo se construye la ofensiva popular contra los que nos oprimen.

Videos y sucesos destacados.

Por: steigan,no – 7. abril 2022 – Traducción: noruego.today

Las medidas totalitarias y dictatoriales se están extendiendo como la pólvora por todo el mundo. Nunca antes desde la Segunda Guerra Mundial se habían dejado de lado tantos derechos democráticos fundamentales y derechos humanos en países a los que les gusta llamarse democráticos. Los arrestos arbitrarios, las detenciones sin juicio ni ley, las multas insensatas y la prohibición de la libertad de reunión y manifestarse están a la orden del día. Y las cosas no están mejor con la libertad de expresión y la investigación científica imparcial.

Tras la invasión rusa de Ucrania en violación del derecho internacional, las medidas totalitarias y antidemocráticas han despegado por completo. Aquellos que no se sometan a los mandatos imperiales deben ser azotados o silenciados.

Concepto de manipulación y lavado de cerebro con un hombre hablando y repitiendo información ingresada en su cabeza a través de un embudo.

Actualmente está en marcha una ofensiva totalitaria, y el objetivo obviamente es crear una dictadura lo más global posible donde el capital financiero pueda dictar en qué tipo de sociedad debemos vivir. Si hay alguna duda de que este es el caso y no crea nuestra palabra, pues que visite el sitio web del Foro Económico Mundial. Uno puede ahí, por ejemplo buscar Global Governance y estudiar los artículos que luego surgen. Aquí también se encuentran las bases de datos que vinculan las diferentes estrategias.

El Foro Económico Mundial es la organización de interés de las 1000 empresas más ricas del mundo. Ellos libran la lucha de clases internacional en nombre de y con sus miembros, oligarcas todos. El filósofo militar chino Sun Tzu dijo: «Conoce al enemigo, conócete a ti mismo y ganarán 100 batallas sin derrota». Basado en este principio, cualquiera que quiera luchar contra los intereses del capital debería sí o sí estudiar el sitio web del WEF. Mire aquí sobre la ‘Gobernanza global’:

Pero, ¿cómo luchamos contra Leviatán?

Las 1000 empresas más ricas del mundo son ricas como trolos. Pueden comprar y sobornar todos los políticos y medios que quieran. Están estrechamente integrados con las agencias de inteligencia y el aparato de violencia de todas las potencias imperialistas más grandes del mundo, entonces, ¿cómo podemos combatirlo

¿Cómo luchar contra la máquina de propaganda y ganar?

La periodista en línea Caitlin Johnstone (CJ) tiene su versión de esto, de la cual hay muchas razones para aprender. En el artículo «Cómo luchar contra la máquina de propaganda del establishment y ganar» (Trad.:How To Fight The Establishment Propaganda Machine And Win), escribe que «si la máquina de propaganda del sistema es un tiburón y nosotros un tigre, entonces obliguemos al tiburón a luchar contra nosotros en la jungla».

Ella, (CJ), se ha dado cuenta de que aunque el enemigo es fuerte en términos de capital y poder, «el establecimiento» (the establishment) está quizás más debilitado que en mucho tiempo. En parte, se debe a que los que tienen el poder real son muy pocos y las políticas que promueven solo sirven a los intereses de esta élite extremadamente rica. Y en parte es porque ya se han vuelto impopulares por un tiempo. La confianza en los medios del sistema, especialmente en los grandes países imperialistas, está en su punto más bajo, y en los mismos países los políticos tampoco escalan alto en lo que respecta a la confianza.

Por lo tanto JC recomienda una estrategia de ocho puntos contra los principales medios de comunicación. Ella argumenta basándose en las condiciones en los EE. UU., pero dado que los medios estadounidenses también tienen un poder abrumador en Noruega, también es muy relevante aquí y en otros lugares.

  1. Aumentar la desconfianza pública hacia estos medios.
  2. Aplastar la ilusión de normalidad
  3. Aplastar la ilusión de unanimidad
  4. Ser políticamente activo y que se note
  5. Nunca olvidarse de los abusos cometidos
  6. Mantente siempre a la ofensiva
  7. Unete con los demás
  8. Diviértete

Como he explicado en una serie de artículos, ninguna guerra se puede ganar solo con la ayuda de las armas y el poder. Incluso el ejército más poderoso depende para ganar la batalla de las ‘noticias y montajes’. Por eso todas las grandes potencias imperialistas invierten un montón en la guerra psicológica, y por eso los medios de comunicación del sistema están tan preocupados por sacar a la luz sus ‘bien peinadas’ historias por todos los canales.

La forma de organización – no la oposición centralizada, sino la red distribuida

Podría ser tentador tratar de reunir a toda la oposición en una gran organización popular, lo hubiésemos intentado en épocas anteriores. Pero eso sería peligroso ahora. Tal organización sería muy vulnerable y fácilmente podría ser «sacada» por nuestros enemigos ‘cortando la cabeza’ de la misma.

En cambio, recomiendo otro modelo, no la pirámide, sino el «cerebro». Me remito al artículo siguiente:

Posible modelo de reorganización de la sociedad

Aquí utilizo los sistemas biológicos como metáfora. Internet es un sistema similar a los biológicos, porque es una red que crece orgánicamente y está conectada con todas las demás partes, un sistema donde no hay simplemente un «arriba» y un «abajo». Las innovaciones pueden venir tan fácilmente «desde abajo» y «desde fuera» como «desde arriba» y «desde dentro».

Esta metáfora biológica de la sociedad moderna no es, por lo tanto, un producto de escritorio o un plan ingenioso de un reformador social. La web existe en la realidad. Es probablemente la fuerza productiva más grande del mundo y, por lo tanto, también es un modelo útil para una nueva forma de pensar sobre los modelos colectivos de sociedad. La red trasciende el modo de producción capitalista, y es típico que el capital tenga grandes dificultades para obtener ganancias de la red, y que en la medida en que lo haga, lo hará limitando, atontando y cercando la red.

La web es el bien común de la era moderna y no es solo una metáfora, sino un sistema que se puede desarrollar colectivamente aquí y ahora.

El que comparte obtiene más

En tal sistema no ganas nada guardándote las cosas para ti mismo, porque entonces tampoco obtienes nada. En el cerebro, son las sinapsis que más se usan las que más se fortalecen. Y así es aquí también. Cuantas más personas contribuyen, más reciben. Y esto no es fantasía; está sucediendo ahora. Las personas crean intercambios, grupos de interés, grupos de acción, colectas, etc. Crean grupos de expertos y periódicos en línea

Y así crece la oposición a la revolución totalitaria desde arriba. Compartiendo unos con otros, siendo inteligentes, golpeando los puntos débiles de los tiranos y no encerrándonos en una «guerra de posiciones» con ellos, podemos ganar victorias y fortalecernos. Y el ADN organizativo y político de la red se encontrará en todos los nódulos. Si noquean a uno de nosotros, otros nos pueden relevar.

Este artículo se publicó originalmente el 21 de julio de 2021 en steigan.no, pero se ubica en el contexto actual.

¿Pastilla roja o azul? Variantes, inflación y derribo controlado de la sociedad.

Videos y sucesos destacados.

Subtítulos en español.

Por Fabio Vighi – Publicado en: steigan.no – 27 de marzo de 2022 – Traducción: noruego.today

Por Fabio Vighi. Publicado por primera vez en The Philosophical Salon 03.01.22.

Fabio Vighi es profesor de teoría crítica e italiano en la Universidad de Cardiff, Reino Unido. Su trabajo reciente incluye Teoría crítica y la crisis del capitalismo contemporáneo (Bloomsbury 2015, con Heiko Feldner) y Crisi di valore: Lacan, Marx e il crepuscolo della società del lavoro (Mimesis 2018).


Para sorpresa de nadie, Santa nos trajo otra ‘Navidad Corona’ , con los regalos habituales: ‘bozales’, cuarentena, distanciamiento, vacunas sí o sí, pases de vacunación, pornografía de miedo las 24 horas y confinamientos. Dos años después, tras miles de millones de pinchazos con varias vacunas experimentales la pandemia sigue con nosotros. Esta vez viene con una ventaja adicional: el aumento de la inflación, que reduce el valor del dinero y obliga a más y más personas a endeudarse y empobrecerse. Y para empeorar las cosas, los expertos ahora advierten sobre una mayor desigualdad gracias a la inflación. Como hubieran dicho mis hijas (inspiradas en Homer Simpson): Duh!?

Tal vez, mientras esperamos las instrucciones que nos muestren cómo salvar la Semana Santa, es hora de tomar la pastilla roja y afrentar la realidad: desde principios de 2020, un virus macroeconómico disfrazado de virus pandémico se ha apoderado de nuestras vidas, y causó depresión a gran escala y redujo a los ciudadanos de la mayoría de los países a menudo extremos tipos de discriminación legalizada.

Inyecciones monetarias y otras inoculaciones

El propósito más profundo de una «crisis sanitaria» que se legitima a través de interminables programas obligatorios de inoculación sólo puede entenderse cuando se la sitúa en su relevante macrocontexto, a saber, la incurable crisis productiva.

La secuencia causal a tener en cuenta es: implosión económica – simulación de pandemia – ofensiva autoritaria. Si se implementa, este cambio de paradigma terminará en un modelo totalitario de capitalismo implosivo, quizás tan maquillado como una democracia, pero legitimado por el manejo despótico de las crisis globales que son grotescamente desproporcionadas con respecto a las amenazas reales que representan.

Como han demostrado las campañas de adoctrinamiento de la «vacuna del corona», con añadidura de «anti-vaxs» como chivos expiatorios, lograron el cocktail totalitario de la propaganda masiva que en la práctica es ilimitado. Por primera vez en la historia, se ha culpado a quienes no han seguido un tratamiento médico de que un fármaco NO funciona (al menos no como nos prometieron).

Pero debemos ser conscientes de que la violencia ideológica de hoy ha venido como reacción a un colapso socioeconómico inminente, que tiene una magnitud que nunca antes habíamos visto. El primer shock fue la crisis crediticia de 2007 y la recesión mundial que siguió. En ese momento, la operación de rescate del sector financiero desembocó en la crisis de la deuda europea (2010-11), que puso la ‘flexibilización cuantitativa’ (Quantitative Easing, abreviado QE. Programas de los bancos centrales que compran activos financieros) a la cabeza de todas las políticas monetarias. Desde 2008, la habitual interferencia de los bancos centrales mezclada con inyecciones de QE ha creado un método ultrafinanciado de acumulación capitalista que depende de la creación de burbujas de capital. La explosividad de estas burbujas volvió a mediados de septiembre de 2019 con el desafío de liquidez del mercado de préstamos de ‘repos’ (acuerdos de recompra) de Wall Street. Esto, a su vez, allanó el camino para el virus y la lógica perversa detrás del ‘capitalismo pandémico’, que ha permitido que al 1% de la humanidad aumente sus fortunas a velocidades récord, mientras la clase media está desapareciendo.

Como han señalado Pam y Russ Martens, la Reserva Federal de EE. UU. -la Fed- lanzó un programa extraordinario, el 17 de septiembre de 2019, con préstamos ‘repo’ a sus llamados principales socios comerciales en Wall Street (incluidos JP Morgan, Goldman Sachs, Barclays , BNP Paribas, Nomura, Deutsche Bank, Bank of America, Citibank, etc.) incluyendo préstamos a corto plazo, préstamos a 14 días y préstamos con vencimientos más largos. El 2 de julio de 2020 (actualmente la última fecha disponible en la base de datos de la Fed), el valor acumulado de estos préstamos fue de U$D 11,23 billones. Los préstamos están garantizados principalmente por bonos estadounidenses.

Debido a la forma fragmentada en que la Fed publica su información, no es posible saber exactamente qué préstamos estaban pendientes y por cuánto. Pero lo que importa es su enorme tamaño, lo que confirma que los comerciantes de Wall Street estaban al borde de una caída catastrófica antes de que llegara el virus. El 28 de julio de 2021, cuando la Fed anunció la creación de una ‘Facilidad de recompra permanente’, ‘Permanent Repo-Fasilitet‘, o sea un esquema de apoyo semanal de $ 500 mil millones para los 24 principales socios comerciales de la Fed. Con ésto se obtuvo más evidencia del debilitamiento del mercado crediticio.

En un artículo que publiqué recientemente, argumenté que las contramedidas de una próxima caída del mercado se planearon con varios meses de anticipación. Los documentos oficiales indican que nuestros príncipes financieros sabían muy bien que la expansión artificial del flujo de efectivo desde 2008 se estaba volviendo inmanejable, sobre todo porque una contracción económica mundial, en 2019, casi provocó bajones en Alemania, Italia y Japón, mientras que desde el Reino Unido, China y otras economias mientras que desde Gran Bretaña, China y otras economías llegaron señales inquietantes.

Por lo tanto, es razonable suponer que en lugar de arriesgarse a un colapso abrupto y catastrófico, las élites comenzaron a controlar el desastre, podría decirse, llamando a la ambulancia con anticipación. Como hemos visto, cuando el mercado de repos de Wall Street se congeló a mediados de septiembre de 2019, la Fed recetó una dosis más alta del mismo medicamento. Una extensión histórica del estímulo monetario a los préstamos repo. Pero esta vez, al amparo de la pandemia. Si avanzamos rápidamente hasta enero de 2022, todavía se aplica la misma lógica: la «crisis del corona» todavía tiene la función de una medicina tranquilizante para la economía global, que se está hundiendo bajo montañas de déficits insostenibles y deudas despiadadas.

Es importante tener claro el tamaño de la dimensión monetaria de la que estamos hablando aquí. En agosto de 2019, BlackRock (el todopoderoso fondo de inversión ya llamado «Cuarto Gobierno») publicó un documento rector donde la Fed mostraba una salida a la «dramática recesión» que se avecinaba. Esto hizo un llamado de atención a la Reserva Federal de EE. UU. para que implemente una política monetaria «innovadora» en la que enormes cantidades de dinero se extraigan directamente del aire y se entreguen «directamente en manos de usuarios públicos y privados». Este plan «directo al grano», que según BlackRock debe hacerse «permanente», se inauguró un mes después como respuesta a la crisis del mercado de repos. Desde entonces, y especialmente desde la llegada del virus, el saldo de la Fed ha aumentado en casi 5 billones de dólares, un aumento extraordinario incluso si se compara con la operación de rescate QE de finales de 2008. Y para entender el aspecto global de este aumento, hay que sumar a los billones que han creado otros bancos centrales de todo el mundo, y programas de estímulo fiscal, como el ‘dinero helicóptero’.

Como ha explicado John Titus, lo importante no es solo la naturaleza cuantitativa sino especialmente lo cualitativo de la maniobra monetaria de la Fed. A lo largo de la historia de la Fed (fundada en 1913), nunca ha habido una correlación directa entre la impresión de reservas del banco central y la circulación de dinero en los bancos comerciales. Pero desde septiembre de 2019, las nuevas reservas creadas por la Fed se han multiplicado dólar por dólar como depósitos en 4.336 bancos comerciales de EE. UU. En otras palabras, el aumento del balance de la Fed se corresponde directamente con el flujo de caja general de la economía: exactamente la medicina monetaria que ordenó BlackRock, y que fue objeto de una ‘force majeure’ unos meses después, gracias a una ‘crisis de salud global’ que todavía funciona como un seguro de vida para los mercados financieros. En última instancia, no importa en qué medida se superponen la estrategia «directa al grano» y los programas masivos de préstamos repo. Lo que hay que señalar es que la casa de las tarjetas financieras estuvo al borde del colapso ya en 2019, y que el virus llegó en el momento justo para desencadenar y legitimar la inundación monetaria con el posterior cambio de paradigma.

Cualquiera que sea la píldora que elijamos tomar, hay tres consecuencias sociales inmediatas e irreversibles del proceso de centralización monetaria que los bancos centrales más poderosos del mundo, en colaboración con el administrador financiero más grande del mundo, manejan: 1) inflación, 2) más deuda y 3 ) un modelo totalitario del capitalismo impulsado por la crisis.

Virólogos de Wall Street

¿Cómo es nuestra cultura macroeconómica? Las características principales se reproducen aquí:

  • Deuda global de más de 300 billones de dólares, en crecimiento exponencial
  • Déficit en rápido aumento en la mayoría de los países
  • Enormes burbujas en los mercados bursátiles, de deuda e inmobiliarios
  • Burbujas astronómicas en el mercado de derivados
  • Inflación creciente con potencial de hiperinflación

Con este trasfondo explosivo, el virus y sus variantes crean historias de portadas cínicas que apuntan a acelerar el manejo autoritario de la dirección implosiva del capitalismo moderno, que no se puede salvar solo con la política económica. La producción implacable de una crisis pandémica es tanto una estrategia defensiva contra el colapso como un ataque a lo que queda de la ‘sociedad trabajadora’, porque permite que las élites usen la inflación para dominar a las personas y empobrecerlas.

A mí me parece que el objetivo primordial es la explosión controlada de la economía productiva y su infraestructura liberal-democrática, que, entre otras cosas, permite la transferencia de capital de la economía real a los mercados financieros. Si bien el sector especulativo ha sido aclamado como el centro absoluto de producción de valor (con nuevos récords del S&P 500, Nasdaq y Dow Jones a fines de 2021), la sociedad basada en el trabajo termina muy endeudada y pobre. El desajuste entre la euforia del sector financiero y una economía real en caída libre sugiere que manejar la depresión a través de una «crisis de salud» excesiva es mucho más práctico para las élites que tener que asumir una recesión socioeconómica de proporciones bíblicas.

En resumen, el dominio global del virus en los últimos dos años nos dice que el capitalismo está dispuesto a hacer «cualquier cosa» (como acertadamente lo expresó Mario Draghi en 2012) para posponer la redde rationem (rendición de cuentas). Por lo tanto, es un engaño pensar que las autoridades, clínicas de salud y los medios de comunicación funcionan de forma independiente. Se trasluce que lo que ellos hablan es sobre el poder económico y financiero. Las consecuencias las dejan para los teóricos de la conspiración, como si de repente estas se extinguieran como los dinosaurios, o mutara en filantropía.

Si nos preguntamos cómo se crean las ‘variedades virulentas potencialmente mortales’, solo podemos preguntarle al mercado. Los mejores virólogos trabajan en Wall Street. Hay especuladores bursátiles ahí, que un mes antes de que apareciera el omikron ya sabían que se iba a volver a repetir el horror del corona. Esto se puede ver en el aumento de precio de las acciones en la categoría «Quédate en casa». Más claro que con sus predecesores, es obvio que Omikron no tiene nada que ver con la pandemia. De hecho, como afirma Geert Vanden Bossche, al actuar como una «vacuna en formato de virus», representa «una oportunidad única para comenzar a construir inmunidad colectiva», una oportunidad natural que será destruida por otra campaña de vacunación masiva. En cualquier caso, la grotesca brecha entre el efecto real de la variante y las medidas represivas tomadas contra ella solo puede explicarse desde la economía: Omikron es otra herramienta para el poder financiero.

Con esto quiero decir que su tarea inmediata es controlar el pico inflacionario en el corto plazo, ya que la nueva campaña del miedo frena el consumo y el gasto, y así impide que la enorme inyección de dinero en el sector financiero circule como demanda real en la economía. Esto permite que los bancos centrales continúen con su objetivo más o menos metafísico de imprimir dinero, manteniendo vivos los mercados financieros llenos de valores tóxicos (desde MBS hasta derivados complejos), empresas zombis y cantidades monstruosas de deuda pública. Dicho de otro modo, los bancos centrales están inundando el sector financiero con dinero digital para evitar subidas significativas de los tipos de interés. Tienen que hacer esto porque solo la idea misma de un aumento serio en las tasas de interés hará estallar varias bombas de relojería en estos mercados, donde todo se trata de la disponibilidad de efectivo barato.

En las condiciones creadas por un capitalismo de funcionamiento mínimo, se combate la inflación precisamente elevando el precio del dinero. Pero en un momento frágil y extremadamente endeudado, esto no puede suceder, porque los mercados que se sustentan en una estimulación constante con dinero simple sufrirán enormes pérdidas. Un aumento en las tasas de interés desencadenará reacciones en cadena en un sistema global que está impulsado más por la especulación que por el PIB. Por un lado, la impresora de dinero debe seguir imprimiendo para inflar el mercado financiero, por otro lado, la inflación resultante en el mundo real debe «manejarse con precaución» para evitar el caos social.

Un breve resumen: las variantes tipo Omikron son, en su mayoría, medidas deflacionarias destinadas a mantener y continuar la política monetaria laxa de los bancos centrales y evitar que las tasas de interés suban, lo que destruirá los balances de la mayoría de las compañías financieras y comprometerá la deuda pública y la financiación de esta. Por supuesto, la deuda del gobierno y el capital monetario especulativo están estrechamente vinculados. Una devaluación dramática de la superestructura financiera socavará la capacidad de los estados para financiar sus operaciones. Esto es muy evidente con países como Italia y Grecia, que han utilizado las medidas más draconianas contra Omikron, por lo que pueden exigir apoyo financiero adicional: desde la extensión de las ayudas estatales y PEPP (ECB (Banco Central Europeo) (Programa de Compras de Emergencia debido a la Pandemia – En inglés: Pandemic Emergency Purchase Programme), y la renegociación con el Pacto Europeo de Estabilidad y Crecimiento. (En inglés: Europeiske Stability and Growth Pact).

Pero debido a que en el capitalismo NO existe algo llamado almuerzo gratis, este loco escape de las consecuencias de la deuda significa más pobreza y austeridad para casi todos. La clase media se carga de deudas porque está desesperada por mantener su estatus. Es por esto que las variantes se utilizan para hacer frente a un cambio histórico hacia lo que parece ser un tipo neofeudal de capitalismo envejecido regido por el señoreaje monetario, y cuya duración bien puede superar cualquier esperanza optimista de transformación radical.

Inflación: Pecado Privado y Virtud Pública

He argumentado que el capítulo más reciente de la saga del Corona tiene su origen en un esfuerzo concertado para estancar la inflación, que ahora es tan real que incluso el presidente Powell, jefe de la Fed, tuvo que negar recientemente su propia narrativa mitológica sobre la naturaleza transitoria de la inflación. En los EE. UU., la inflación ha subido al 6,8%, la más alta desde 1982. Y si le sumamos los precios de la vivienda, llegamos fácilmente a los dos dígitos. ¿La solución? Por el momento, una variante deflacionaria (por supuesto, también utilizada como arma de distracción masiva), así como el uso de trucos baratos como calcular el IPC (índice de precios al consumidor) sobre datos de 2019-2020 para mantener artificialmente baja la inflación.

La actual subida de la inflación no solo es récord en Estados Unidos, sino también en Reino Unido (+5,1% en noviembre), y es la más rápida de la historia del euro. Crea un dolor de cabeza para Christine Lagarde, del BCE, quien a mediados de diciembre decidió no subir las tasas de interés y suspendió el PEPP (con la promesa de reintroducirlo si la ‘pandemia’ continuará siendo un problema) solo para intensificar el QE tradicional. En otras palabras, incluso en un caso de plus ça change, plus c’est la même eligió. En la medida en que los bancos centrales están encerrados en una determinada política monetaria, el manejo controlado de la inflación parece ser un motor esencial para la narrativa de la pandemia, porque ayuda a debilitar y apoderarse gradualmente de la economía real. La depreciación de la moneda parece ser una función, no un error, con los bancos centrales. ¿Recuerdas el lema del Foro Económico Mundial? ¡No tendrás nada y te encantará! En resumen, lo que está pasando ahora no es un accidente, está planeado.

La inflación es, por lo tanto, útil para controlar la transición totalitaria a una sociedad global de dos partes donde un grupo muy pequeño controla la oferta de dinero, mientras que el resto es sometido a través de la pobreza, el control y el miedo. Esta, en pocas palabras, es la dirección criminal del capitalismo moderno. Y la inflación también es una herramienta útil contra la deuda del gobierno, porque las cantidades de liquidez inflacionaria con las que llena el mercado amortiguan tanto las tasas de interés como los rendimientos de los bonos. Si la reducción de personal de la Reserva Federal se hace realidad, los rendimientos de los bonos aumentarán rápidamente. Pero, repitamos un punto importante: un estrechamiento significativo sería catastrófico para casi cualquier tipo de valor y, por lo tanto, no duraría mucho. Es por eso que ahora nos están vendiendo una falsa recesión, ya que el balance de la Fed en realidad ha aumentado desde que Jerome Powell anunció que reduciría la ayuda pandémica en noviembre de 2021. Esto demuestra que el único curso de acción posible para las élites es pretender públicamente combatir la inflación, mientras en privado continúan alimentándola.

Después de dos años de incesantes ataques a nuestra inteligencia, hasta los más fieles cruzados de la narrativa oficial deberían tener el coraje de admitirlo: Covid-19 es el nombre de una respuesta coordinada a una explosión sistémica cada vez más difícil de manejar. La extensión surrealista de la pandemia nos muestra que sociedades enteras han sido rehenes de la reproducción de valores ficticios en el sector financiero, donde parece que sólo la imaginación pone límites. Pero el precio de los mercados en constante crecimiento es una variedad infinita de variantes, programas de vacunación cada trimestre, ola tras ola de terrorismo de los medios y toda una colección de medidas de emergencia tipo Kafka donde la intención es 1) Mantener la impresora de dinero corriendo mientras se suprime la economía real, 2) hacernos vivir sumisamente, frente a una supuesta fuerza mayor; y 3) distraernos de lo que sucede en el Olimpo de las finanzas, donde se juega el verdadero juego de nuestros destinos.

Como todas las guerras, la ‘guerra contra el corona’ puede justificar la presión monetaria y las bajas tasas de interés, que a su vez provocan inflación. Pero hoy esta lógica solo puede resolverse a través de la centralización del flujo de dinero. En términos capitalistas, no hay otra solución. Esto se debe a que las presiones inflacionarias actuales, que implican la devaluación del dinero y la eliminación del poder adquisitivo, no son el resultado evidente de una crisis de la cadena de suministro, como nos han dicho. En cambio, es el resultado inevitable del uso excesivo de dinero ficticio, que ahora está a punto de causar un accidente desagradable.

Pero además de su función deflacionaria, las variantes también juegan un papel ideológico agresivo: también crean el caldo de cultivo ideal para lazos sociales aún más estrechos. Si todo va según lo planeado, la mayor parte de la humanidad pronto se verá reducida a esclavos del dinero, que nuestros benefactores presentarán como la única solución a una Gran Devaluación que ya no podrán ocultar.

Por eso deben entrenarnos para vivir atemorizados y obligarnos a interiorizar la nueva normalidad como un estado de prédica total, ansiedad masiva y caos. En la fase actual, no se deben permitir discusiones sobre las razones financieras.

Manejar lo inmanejable

Seamos claros sobre lo que implica el panorama general: la economía nunca más podrá volver a los niveles de crecimiento necesarios para la reproducción social, a menos que la reproducción se reduzca a un nivel inferior a través de la destrucción controlada de la sociedad trabajadora. Durante años, hemos estado cultivando una economía falsa, basada en el gasto público respaldado por adquisiciones de valores por parte de los bancos centrales y tasas de interés bajas. Esto no tiene nada que ver con el crecimiento real. Por lo tanto, debemos olvidar el pasado: los días de gloria del capitalismo socialdemócrata han terminado definitivamente. En un contexto liberal, ya no se puede esperar un crecimiento suficientemente genuino para la reproducción capitalista en nuestro mundo. Esto obedece a una razón intrínseca y objetiva, que solo se aclara si observamos el desarrollo histórico de nuestros métodos de producción: desde la década de 1970, el trabajo creador de valor ha sido gradualmente aplastado por el propio capital a través de su alianza sagrada de ciencia y tecnología, gobernado por la competencia, una desventaja autoinfligida que el funcionario detrás del ‘capitalismo de crisis’ se niega obstinadamente a enfrentar.

Debido a la era de lo que Keynes llamó ‘desempleo tecnológico’, (que incluye el subempleo y todo tipo de dumping salarial), es imposible que el capital con un grado creciente de composición orgánica exprima suficientes plusvalías (tanto relativas como absolutas) fuera del trabajo asalariado, que nuevamente es la razón por la que tiene que lanzar su cabeza primero en un mundo financiero mágico, donde el dinero mismo tiene que hacer el trabajo. Como es bien sabido, Marx predijo este estado con su teoría de la ‘tendencia decreciente de la tasa de ganancia’, explicada en el tercer volumen de El Capital. Pero no pudo predecir el efecto implosivo que acompaña al crecimiento exponencial del sector de la automatización, que hoy se manifiesta como la dependencia patológica que las economías, los estados y, por lo tanto, sociedades enteras tienen montañas de dinero ficticio que finalmente es destruido por la devaluación. Es probable que se produzca un colapso financiero cuando el mercado de deuda (que impulsa todo el sistema) se derrumbe, lo que a su vez provocará un pico incontrolable de la tasa de interés, y el dólar y otras monedas fiduciarias en todo el mundo se evaporarán.

En la actualidad, este resultado está siendo pospuesto con métodos autoritarios. Como hemos visto, la aceleración del control monetario, desde septiembre de 2019, ha sido posible gracias al congelamiento de la economía real a través de la simulación de pandemia. Al hipnotizar a las masas con dosis interminables de fobia al virus y al someterlas a arresto domiciliario mientras esperaban una cura milagrosa (que resultó ser milagrosa principalmente para las grandes farmacéuticas), nuestras élites políticas, gobernadas por la élite financiera, han permitido a los bancos centrales restituir el sector financiero para manejar el monstruo inflacionario.

Tras las fallidas políticas neokeynesianas (consumo público) y neoliberales (austeridad y desregulación del mercado), hemos llegado a la etapa del ‘capitalismo pandémico’, al que pronto seguirán otros intentos tiránicos de lidiar con lo inmanejable. En jerga capitalista, la soberbia financiera es la consecuencia inevitable de la incapacidad del capital (que aumenta y empeora) para crear nuevos tipos de plusvalías, un síntoma con consecuencias tan traumáticas que hacemos cualquier cosa para evitar enfrentarlo. Pero la prolongación de los estados de excepción no nos salvará del choque, que probablemente se comportará como un accidente controlado, de arriba abajo. Las élites saben que una repentina explosión hiperinflacionaria conducirá a olas incontrolables de malestar social. Pero también saben que pueden tratar de lidiar con la recesión económica a través de la maximización de la crisis y la esclavización gradual de las masas temerosas.

Por lo tanto, debemos prepararnos. Por ejemplo, construyendo redes y sociedades autónomas, que no dependan de un modelo de reproducción social que se está desintegrando (y por lo tanto cada vez más violento). La política, tal como la vivimos hoy, está ahora totalmente sujeta a los dogmas económicos, y por lo tanto privada de todo poder liberador. La izquierda política se ha tomado la pastilla azul, según Franco «Bifo» Berardi, y solo puede ofrecer perspectivas falsas:

«No hay salida política del apocalipsis. Durante treinta años, la izquierda ha sido la herramienta política más importante para la ofensiva ultracapitalista, y cualquiera que confíe en la izquierda es un idiota que merece ser traicionado, ya que la traición es la única actividad que la izquierda es capaz de realizar con gran competencia».

Título original: PÍLDORA ROJA O PÍLDORA AZUL? VARIANTES, INFLACIÓN Y DEMOLICIÓN CONTROLADA DE LA SOCIEDAD

Hunter Biden, los biolaboratorios en Ucrania y el laptop de la corrupción.

Foto superior: New York Post.

Publicado en: steigan.no – 26. marzo 2022 – Trad.: noruego.today

Hunter Biden ayudó a obtener millones en fondos para un empresario estadounidense en Ucrania que se especializa en la investigación de patógenos letales, revelan los correos electrónicos en la computadora portátil de Hunter Biden.

Esto escribe el periódico en línea Mail Online:

«El gobierno ruso realizó una conferencia de prensa el jueves en la que afirmó que Hunter Biden estaba ayudando a financiar un programa de investigación militar estadounidense para «armas biológicas» en Ucrania.

Sin embargo, las acusaciones fueron calificadas como una estrategia de propaganda flagrante para justificar la invasión de Ucrania por parte del presidente Vladimir Putin y crear discordia en los Estados Unidos.

Pero los correos electrónicos y la correspondencia obtenidos por DailyMail.com de la computadora portátil abandonada de Hunter muestran que las acusaciones bien pueden ser ciertas.

Los correos electrónicos muestran que Hunter ayudó a asegurar millones de dólares en fondos para Metabiota, un contratista del Departamento de Defensa que se especializa en la investigación de enfermedades que causan pandemias.

También presentó a Metabiota a una compañía de gas ucraniana supuestamente corrupta, Burisma, para un «proyecto científico» que involucra laboratorios de alta bioseguridad en Ucrania.

El hijo del presidente y sus colegas invirtieron $500,000 en Metabiota a través de Rosemont Seneca Technology Partners.

Los correos electrónicos entre Hunter y sus colegas discuten con entusiasmo cómo el monitoreo de datos médicos de la empresa puede convertirse en una herramienta importante para los gobiernos y las empresas que buscan detectar brotes de enfermedades infecciosas.

Recaudaron millones de dólares en financiamiento para la empresa de gigantes de inversión, incluido Goldman Sachs».

Pero los correos electrónicos muestran que Hunter también estuvo particularmente involucrado en las operaciones de Metabiota en Ucrania.

Las presentaciones de Hunter a los inversores afirmaron que no solo organizaron el financiamiento para la empresas, sino que también las ayudaron a «ganar nuevos clientes», incluidas «agencias gubernamentales en el caso de Metabiota».

Hunter Bidens RSTP era una subsidiaria de Rosemont Capital, una compañía de inversión fundada por Hunter y el hijastro del exsecretario de Estado John Kerry, Chris Heinz, en 2009.

Metabiota también tiene vínculos estrechos con el Instituto de Virología de Wuhan (WIV), que se sospecha que es la fuente del brote de COVID-19.

WIV fue un punto de acceso para la controvertida investigación de «ganancia de función» que puede crear virus súper fuertes. Los investigadores chinos realizaron una investigación funcional sobre el coronavirus en WIV y trabajaron con una organización respaldada por los EE. UU., EcoHealth Alliance, que desde entonces ha realizado una intensa investigación sobre el coronavirus desde la pandemia de COVID-19. Investigadores del Instituto Wuhan, Metabiota y EcoHealth Alliance publicaron conjuntamente un estudio en 2014 sobre enfermedades infecciosas de murciélagos en China, que señala que las pruebas se realizaron en WIV.

The New York Times ahora admite que la historia de la computadora portátil de Hunter Biden es auténtica

Antes de las elecciones, realizaron una intensa campaña de que la historia era «desinformación rusa».
Esto escribe el periodista Glenn Greenwald. Aquí hay un extracto del artículo de Greenwald:

«Una de las campañas de desinformación más exitosas en la historia electoral estadounidense moderna tuvo lugar en las semanas previas a las elecciones presidenciales de 2020. 14. oktober 2020 – menos de tres semanas antes que los ciudadanos votaran, comenzó el diario más antiguo de los EE.UU., The New York Post, a publicar una serie de reportes de la conección del candidato demócrata Joe Biden y su hijo, Hunter, en países donde Biden, como vicepresidente, tuvo una influencia significativa (incluida Ucrania y China) y dónde retomaría influencia si fuera elegido presidente.

La reacción contra esta información fue inmediata e intensa, lo que condujo a la supresión de la historia de los medios corporativos estadounidenses y la censura de la historia de los principales monopolios de Silicon Valley. La campaña de desinformación contra este reportaje fue dirigida por la portavoz de la CIA, Natasha Bertrand (entonces en Politico, ahora CNN), cuyo artículo del 19 de octubre apareció bajo este titular: «La historia de Hunter Biden es desinformación rusa», dijeron docenas de ex oficiales de inteligencia”.

El 17 de marzo de 2022, The New York Times publicó un artículo sobre la extensa investigación criminal en curso del FBI sobre las actividades internacionales y fiscales de Joe Biden y su hijo Hunter. El artículo confirma que la historia de la computadora portátil de Hunter Biden es cierta.

“Personas familiarizadas con la investigación dijeron que la fiscalía había investigado correos electrónicos entre el Sr. Biden, el Sr. Archer y otros sobre Burisma y otras actividades extranjeras. Estos correos electrónicos fueron recuperados por The New York Times de un caché de archivos que parecen provenir de una computadora portátil que Biden dejó en un taller de reparación de Delaware. El correo electrónico y otros en el búfer fueron autenticados por personas que los conocen y la investigación».

La historia de Hunter Biden y los biolaboratorios es muy probable.

Ahora que los principales medios de comunicación conocen el contenido de la computadora portátil de Hunter Biden, y lo admiten, es muy probable que la información sobre Hunter Biden y los biolaboratorios también lo sea.

Esto plantea una serie de nuevas preguntas sobre qué eran realmente estos laboratorios, qué estaban haciendo y cuánto sabía el presidente Joe Biden sobre esto.

Estén atentos: ¡Quedan muchos episodios en esta serie!

Se descubre: «Los mismos que llevaron a cabo la propaganda de difamación contra Siria están ahora promoviendo la política del confinamiento».

Videos y sucesos destacados.

«Se trata de engañar, difamar y crear miedo en la población….»

Publicado en: steigan.no – 27 de diciembre de 2021 – Trad.: noruego.today – Arriba: Panfleto nazi

Documentos filtrados han revelado una operación de influencia patrocinada por el estado diseñada para socavar a los críticos de la política del COVID-19 del gobierno británico mediante el uso de un grupo de «influenceros y antifascistas» de YouTube. Es el periódico The Grayzone quien revela esto.

El proyecto está diseñado para supuestamente «frenar la influencia del material pseudo científico en línea, con un énfasis específico en los sentimientos ‘anti-vacunas’ hacia el coronavirus». La operación está dirigida por la ‘Great Britain Royal Institution‘ (Real Institución del Reino Unido) y se llama «Challenging Pseudoscience». (Desafiando la pseudo ciencia»).

El proyecto tiene como objetivo realizar un perfil psicológico de los ciudadanos británicos que se desvían de la política del gobierno de vacunación obligatoria y cierres, y luego utilizar los datos para establecer un canal de YouTube que retrata a estos críticos de peligrosos «super difusores de desinformación».

Su protector supremo es Carlos, Príncipe de Gales, el segundo del trono británico, quien recientemente atacó las supuestas «teorías de conspiración» sobre las vacunas COVID-19. La organización recibió una importante inyección de dinero en 2020 del Fondo de Recuperación de la Cultura del Gobierno Británico destinado a la producción de videos afines.

Los archivos filtrados obtenidos por The Grayzone indican que la ‘Real Institution’ ha contratado los servicios de Valent Projects, una empresa de comunicaciones fundada por un agente de relaciones públicas que estuvo involucrado anteriormente en la campaña del Ministerio de Relaciones Exteriores británico para un cambio violento de régimen en Siria. Valent también ha sido patrocinado por la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID), directamente afiliada a los servicios de inteligencia de Estados Unidos, para un proyecto destinado a «investigar la desinformación».

El papel central de Valent en la operación destaca la afinidad de los especialistas en la guerra de la (des)información y llevar las técnicas que han refinado para objetivos como la del regreso del gobierno sirio a Occidente, donde gobiernos cada vez más impopulares se enfrentan a masas de residentes que protestan contra las restricciones del corona.

Al igual que en Siria, donde empresas de comunicación como Valent establecieron, capacitaron e instrumentalizaron organizaciones de medios para promover el cambio de régimen, han reclutado en secreto a un famoso influencer británico de YouTube para darle un sabor auténtico a su campaña de medios cuidadosamente elaborada.

Según documentos internos, Valent planea diseñar una «campaña en las redes sociales con un masivo atractivo encabezado por la figura prominente de las redes sociales Abigail Thorn», la fundadora de Philosophy Tube. La investigación de Valent sobre ciudadanos británicos que rechazan la política oficial sobre el COVID-19 «se utilizará para desarrollar una campaña que utilice la plataforma existente de YouTuber Abigail Thorn para lograr un cambio cognitivo medible en el grupo objetivo», afirman los documentos.

https://bucketeer-e05bbc84-baa3-437e-9518-adb32be77984.s3.amazonaws.com/public/images/fc1da11e-dc96-43c8-8e8a-7b800e32a61b_710x231.png (710×231)

Con más de un millón de suscriptores a su canal de YouTube y más de 7,000 seguidores de Patreon, Thorn ha establecido una poderosa herramienta para cualquier campaña de comunicación. También es miembro principal de BreadTube, un grupo de personas influyentes de las redes sociales de tendencia izquierdista que han atraído un gran interés en su supuesta capacidad de «reventar las burbujas políticas de YouTube para dar lugar a la desradicalización». Si bien los mejores BreadTubers son más conocidos por usar memes y trucos teatrales para contrarrestar las narrativas de la derecha, también han dedicado una energía intensa para atacar a la izquierda antiimperialista como «tankies» comprometidos en una «alianza rojo-marrón» secreta de la derecha extrema. En su libro «BreadTube al servicio del imperialismo» Examinando la «New Brand» del pseudo-socialismo en Internet», el organizador socialista Caleb Maupin comparó BreadTube con las «contra-bandas» desplegadas por la inteligencia británica y estadounidense para infiltrar y dividir las fuerzas rebeldes desde Kenia hacia el sureste de asiático.

Los socialistas favoritos del sistema de seguridad nacional

Thorn es una de las figuras más destacadas del colectivo poco cohesionado de influencers de YouTube conocido como BreadTube. Inspirado en el título del tratado del anarquista Peter Kropotkin, La conquista del pan, BreadTube promueve una interpretación hiper identitaria y amigable con el imperialismo de la política socialista que ha brindado a los creadores una promoción entusiasta de los intereses del establishment.

El New York Times, por ejemplo, publicó un largo perfil del 2019 de un joven llamado Caleb Cain que supuestamente «cayó en el hoyo del conejo de la derecha» en YouTube. Cain afirmó que se desradicalizó a través de la exposición de videos de Thorn y otros BreadTubers populares como Natalie Wynn de Contrapoints. Durante la era Trump, cuando YouTube, propiedad de Google, implementó una serie de códigos de control estrictos, comenzó a reforzar a los influencers de BreadTube a través de sus algoritmos.

Otros personajes populares de BreadTube incluyen a Vaush, un reproductor de video de Beverly Hills, California llamado Ian Koshinski. Conocido por su comprensión superficial del marxismo, los duros insultos contra los partidarios de Trump («desaparecen o todos desaparecemos»), las chicas atletas de secundaria («lo siento, apestas, puta estúpida«) y el periodista encarcelado Julian Assange («Quiero que Assange muera en un sitio web negro de la CIA solo porque así asustaría a las peores personas en Twitter»). El autoproclamado «socialista libertario «ha sido apodado» Vaush Limbaugh»por sus críticos.

El fundador de Valent dirigió relaciones públicas (PR) para el cambio de régimen en Siria

El perfil de Falconer del programa Greenberg afirma que «dirigió el Equipo de Respuesta al Terrorismo del Ministerio de Relaciones Exteriores, que eran los esfuerzos de Gran Bretaña para iniciar un proceso de paz en Afganistán y sirvió en Pakistán y Sudán del Sur», y sirvió en la Agencia Nacional contra el Crimen, el equivalente londinense del FBI.

Amil Khan, de quien se sabe que llevó a cabo propaganda difamatoria contra Siria en nombre de la inteligencia británica, ahora está involucrado en Desafiando la pseudociencia. Y Khan elogió enormente a Falconercuando se le vinculó al proyecto.

Hamish Falconer en Valent ha trabajado para el Ministerio de Relaciones Exteriores. Ha revelado que la «emocionante» campaña Challenging Pseudocience también ha recibido un «generoso apoyo» de la Open Society Foundations del afiliado a la CIA el multimillonario George Soros.

La inteligencia británica es campeona mundial en guerra psicológica

El ejército británico tiene su propia brigada, la 77ª Brigada, que solo lleva a cabo la guerra psicológica. Con raíces que se remontan al Imperio Británico, han perfeccionado y profesionalizado la influencia psicológica, y son particularmente buenos para dar a los proyectos imperialistas un enfoque «progresista». El hecho de que hayan apoyado las campañas contra las críticas a la política del covid-19 garantiza que habrá más de eso. Sin duda, las campañas generarán ramificaciones y seguimientos noruegos.


Algunos ejemplos de la guerra psicológica

Las metáforas en la mente: «El arte de contar chismes es crucial para la guerra psicológica».

Videos y sucesos destacados.

Basado en la publicación en noruego de: steigan.no – 25 de diciembre de 2021 – Trad.: noruego.today

¿Por qué los medios internacionales gastan tanto dinero vendiendo historias como Cascos Blancos, «El niño de la ambulancia» o la historia de los bebés en las incubadoras en Kuwait? ¿Por qué se ha invertido tanto en las historias sobre el coronavirus? Hacen esto porque sus expertos en psicología del comportamiento saben que nuestros cerebros piensan en metáforas y que si pueden hacer que una historia así se graba y será casi imposible borrarla con argumentos. La propaganda está programada directamente en los mecanismos más internos de nuestro cerebro y pensamiento. Por eso también son tan importantes para ellos las tapabocas, que son una metáfora visual que dice: peligro, peligro, peligro y que perpetúa el miedo y apoyo de las leyes de excepción.

«Nuestro primera actividad es monitorear la producción de historias, eligiendo solo aquellas que creemos adecuadas y rechazando el resto».

Platón: Sobre el Estado

Necesitamos metáforas para pensar

Desde los primeros tiempos, la gente se ha sentado alrededor de fogatas y se ha contado historias. A menudo se han referido a los orígenes de la familia, la tribu, el clan, la gente. Ha habido historias sobre hazañas heroicas y villanos, sobre edades doradas y adversidades y todo lo demás. Pero las historias no solo han sido pasatiempos y entretención. Pues han ayudado a mantener unidas a las personas, a motivarlas y a fortalecer la moral del grupo, sobre todo en tiempos difíciles.

Son innumerables las narrativas modernas que poco o nada han tenido que ver con la realidad, pero que sin embargo se han vuelto persistentes, porque se han grabado a fuego en la memoria colectiva. Por supuesto, se puede, y con razón decir que es así porque los vencedores son los que escriben la historia. Pero hay otra razón. Esto se debe a que nuestros cerebros necesitan historias para cohesionar un mundo complejo y difícil.

George P. Lakoff es un investigador estadounidense, un denominado lingüista cognitivo. Argumenta que las historias y las metáforas son absolutamente fundamentales para la forma en que pensamos y actuamos. Una metáfora conceptual no es solo una herramienta lingüística utilizada en la comunicación, también da forma a la forma en que pensamos y hacemos. En el libro Metaphors We Live By (1980), él y Mark Johnson escriben sobre cómo el lenguaje cotidiano está lleno de metáforas que a menudo no nos damos cuenta. Allí sostiene que los procesos del pensamiento humano son en gran parte metafóricos.

Lakoff también ha desarrollado el concepto de mente incorporada, lo que significa que el cerebro depende completamente de cómo es y funciona el resto del cuerpo. Argumenta que nuestros conceptos, incluso los más analíticos de ellos, están lejos de ser tan claros y categóricos como nos gusta pensar que son. Al contrario, son tan complejos y vagos como el resto de nuestro cuerpo.

«Somos criaturas neuronales. Nuestros cerebros extraen materia del resto de nuestros cuerpos y la forma en que funcionan en el mundo ayuda a estructurar los conceptos que usamos para pensar. No podemos pensar cualquier cosa, sino solo en lo que nuestro cerebro corporal nos permite».

Estados Unidos tiene una serie de narrativas fuertes que ayudan a establecer la identidad estadounidense y su percepción propia. Basta pensar en lo fuerte que es la palabra ‘libertad’ en toda la retórica estadounidense. O todas las historias sobre «de la pobreza a la riqueza», es decir, la noción de que Estados Unidos es el país donde el zapatero puede convertirse en multimillonario. En realidad, esta es solo una variante de las historias de Cenicienta, que son muy antiguas y que se encuentran en muchas variantes en muchas culturas. En los Estados Unidos reales, la movilidad social es en realidad mucho menor que, por ejemplo, en Noruega. Pero no importa mientras la mayoría de los estadounidenses, y no pocos noruegos piensen que es al revés.

El papel de las máquinas de sueños

En esta perspectiva, Hollywood no es solo una industria del entretenimiento, sino una máquina de sueños colectiva que ayuda a mantener una percepción propia y una narración que en el mundo real está desactualizada, pero que ayuda a mantener la sociedad unida y la creencia en el futuro.

La capacidad de usar películas para contar historias convincentes es un arma poderosa, especialmente si se usa deliberadamente para legitimar la guerra, el asesinato y la actividad ilegal, y para socavar los principios fundamentales de la democracia.

Esto es lo que escribe el investigador Pearse Redmond en el artículo científico The Historical Roots of CIA-Hollywood Propaganda. El artículo es uno de varios de una serie de artículos académicos en The American Journal of Economics and Sociology.

Anteriormente nos hemos referido a otro artículo de la misma serie aquí: The Hollywood-Pentagon Alliance and militainment. (Trad.: La alianza Hollywood-Pentagon de la entretención militar).

Influir en la opinión pública a través del cine

El artículo de Redmond cuenta la historia de la relación íntima y duradera de la CIA con la industria cinematográfica y cómo la agenda de la agencia de inteligencia de la industria cinematográfica difiere de la del Pentágono. Comienza mostrando cómo el Departamento de Defensa de los Estados Unidos ya estaba involucrado en la película épica clásica de 1915 de D. W. Griffith, El nacimiento de una nación.

Durante la Segunda Guerra Mundial, se volvió aún más importante para los servicios militares y de inteligencia utilizar la industria cinematográfica para influir en la opinión pública.

El Ejército de los Estados Unidos creó su Primera Unidad Cinematográfica (FMPU) y se dedicó directamente a la producción cinematográfica a partir de 1942 con la película Winning Your Wings con John Houston y Jimmy Steward. En Hollywood, la FMPU produjo cientos de películas con de todo, desde películas de entrenamiento hasta propaganda. Fueron muy activos en el uso de actores clave en Hollywood, como Ronald Reagan, John Huston, William Holden y Clark Gable.

En los últimos tiempos, conocemos la popular película Top Gun, que según el productor John Davis, fue la única película larga de reclutamiento para la Marina. La gente de la Marina dijo que aumentó el reclutamiento en un 500% (Robb 2004: 180-182).

Top Gun trailer en español

Películas similares a guerra psicológica

Como es bien sabido, el precursor de la CIA fue la Oficina de Servicios Estratégicos (OSS). En 2004, la CIA publicó un memorando de 1943 de la OSS titulado ‘La película como arma de guerra psicológica’.

Ver: La empresa que creó el cuento de las incubadoras ahora trabaja para la OMS

Esta nota sentó las bases de lo que luego se convertiría en las pautas para el trabajo de la CIA con la industria cinematográfica.

Sobre la maldad de Putin

No habían pasado muchas horas desde que Malaysia Airlines MH17 fue derribado antes de que los principales medios de comunicación determinaran quién era el culpable:

mh17 presse putins missil
La prensa británica sobre el misil que derribó al mh17 lo llamó «EL MISIL DE PUTIN»

No hubo evidencia de que fuera Rusia quien derribó el avión, y hoy ni siquiera Barack Obama dice que fue Rusia o la insurgencia de habla rusa la que derribó el avión. Tenga en cuenta lo que dijo sobre esto durante la cumbre del G20 en Australia:

Estamos a la cabeza del mundo en la lucha contra el ébola en África occidental y en la lucha contra la agresión de Rusia contra Ucrania, que es una amenaza para el mundo, como vimos en el repulsivo derribo del MH17, una tragedia que cobró tantas vidas inocentes, y entre ellas sus propios compatriotas.

Obama no está diciendo aquí explícitamente que Rusia derribó el avión, probablemente porque sabe que no es cierto. Pero confía en que su audiencia ya ha grabado esa historia en sus discos duros mentales, por lo que depende de él mencionarlo.

Esto muestra cuán importante es la lucha por la narrativa, incluso en la guerra moderna. Las guerras se deciden por las armas y las relaciones de poder, sí, pero sin chismes no pueden funcionar. Por tanto, la lucha por la narrativa es también una lucha por la primera impresión, por la que la narrativa debe incrustarse. No hay muchas oportunidades de causar una buena primera impresión. Si se hace primero, no importa mucho si las investigaciones reales un año después demuestren otra cosa.

Demócratas que no ven a los fascistas

Toda la revolución del Maidan ucraniano fue una de esas historias de Hollywood. Según esta historia, se trataba de jóvenes amantes de la libertad que se rebelaron contra los oligarcas y la corrupción contra un dictador inhumano. Que el levantamiento en realidad fue financiado por algunos de los oligarcas más ricos y la CIA, y que los oligarcas y la corrupción siguieron tan fuertes después del levantamiento como antes, no le importa a nadie que haya comprado la historia de EuroMaidan. Hablo con personas que se consideran demócratas e incluso socialistas, y que probablemente también lo sean, pero que no quieren ver la fuerte posición de los fascistas en Ucrania, incluso cuando marchan bajo las runas de las SS y rinden homenaje a genocidas como Stepan Bandera

La batalla por las historias

En steigan.no, estamos constantemente tratando de ir detrás de las historias de los que están en el poder y descubrirlos. Lo hacemos en parte porque las historias son falsas, pero también porque son peligrosas. Tales historias pueden hacer que las personas se maten entre sí. La historia de «Gaddafi que quería matar a su pueblo» hizo que los pacifistas cristianos exigieran el bombardeo de Libia. La historia era una mentira, que ha sido probada una y otra vez, pero no ayuda mucho mientras la gente crea en ella.

Bombardeo a Libia con el apoyo de la aviación noruega

Nuestro trabajo es hacer lo mejor posible para perforar las historias del imperio y también construir gradualmente historias alternativas. Porque la batalla política no se gana solo con los mejores argumentos, también se deben tener las mejores historias.

Bienvenidos a la «Gran Historia» del Foro Económico Mundial
Guerra psicológica, narrativas falsas y engaños.

Bill Gates también tiene su ‘modesta’ participación en la «Gran Historia».

Greta Thunberg no es la primera adolescente obligada a ofrecer una súplica emotiva diseñada cínicamente para manipular emocionalmente a la comunidad internacional. El testimonio falso de Nariyah de que los soldados iraquies violaron a su amiga y estaban agarrando bebes de las incubadoras en hospitales para tirarlos contra el suelo.

El tubo de detergente que se usó como prueba de que Iraq tenía armas químicas de destrucción masiva.

¿Le gustó este artículo? Denos un ‘me gusta’ y compártalo. Y si puede apóyenos a continuar nuestra labor de prensa alternativa. ¡Feliz Navidad y Próspero, Pacífico y Sano Año Nuevo!

11. 09.2001/WTC: el embuste que todavía se acepta como verdad.

Videos y sucesos destacados.

Publicado en midt i fleisen por Terje M – Traducción: noruego.today

Han pasado veinte años desde los ataques terroristas que cambiaron el mundo el martes de septiembre de 2001. Durante 20 años, dos «verdades» que no se pueden reconciliar se han enfrentado. La versión oficial marca la única «verdad», como se plasma en el informe de la comisión del 11 de septiembre. Según él, Osama bin Laden y su red terrorista son responsables de los ataques del 11 de septiembre. La segunda «verdad» se encuentra en términos como «terrorismo de Estado» y «operaciones bajo bandera falsa». Mathias Bröckers, cofundador de taz y autor de best-sellers, fue uno de los que cuestionó la versión oficial de los atentados en Nueva York y Washington desde el principio.

Nueva York 11 de septiembre –
Marcus Klöckner entrevista a Mathias Bröckers (Alemania)

Mathias Bröckers, han pasado casi 20 años desde el “11. se septiembre». ¿Quiénes fueron los responsable de los ataques?

Esto realmente no se ha comprobado hasta el día de hoy

A pesar de que hay una acusación, que es el informe de la Comisión de Investigación del 11 de septiembre – que culpa a Osama bin Laden y 19 «secuestradores» por el crimen, ningún tribunal ordinario ha evaluado la validez de estas acusaciones.
El testigo clave de la responsabilidad exclusiva de Bin Laden y los «secuestradores», Khalid Sheikh Mohamed, fue sometido a seciones del ‘submarino (o waterboarding) 182 veces en Guantánamo antes de dar su testimonio.

La Santa Inquisición española

Incluso «La Santa Inquisición» después de la publicación de Cautio Criminalis escrita por el jesuita Friedrich Spee a mediados del siglo XVII, se abstuvo cada vez más de impulsar pruebas de demonios y brujas por la fuerza, pero desde el 11 de septiembre, los métodos de «El martillo de las brujas» («Heksehammer)», vuelve este a estar de moda desde los años 1486. Y después del ultimátum de George W. Bush «Con nosotros o con los terroristas», volvemos a la versión original: «es una herejía muy grande no creer en lo que hacen las brujas» y los que no creen en las acciones del diablo (es decir Osama) también ellos están poseídos por él (osea son «terroristas»).

Proceso a presuntos acusados de herejía.

Antes de entrar en lo de los ataques a las torres, hablemos de lo que se desencadenó ese día en septiembre de 2001, lo que significa y cómo está conectado con él. El 11 de septiembre no fue solo el comienzo de la «Guerra contra el terrorismo» global, es decir, «la guerra contra todo terrorismo». El 11 de septiembre tuvo efectos enormes en varios niveles que todavía se pueden sentir hoy.

El día le dio al llamado Proyecto para un Nuevo Siglo Americano (PNAC) el «evento catalizador» que este grupo de expertos, con muchos miembros de la administración Bush en 1999, sintió que era necesario para un rearme militar masivo para un «dominio global en todas las áreas» contra la población civil mundial.

Con la desaparición del gran enemigo de la Unión Soviética y el comunismo, el complejo militar-industrial se vio amenazado con una pérdida significativa de volumen de negocios, que no podría mejorarse sin una nueva amenaza importante. Desde entonces, el terrorismo se ha cobrado la vida de más de 800.000 personas y han destruido muchos países. Estas guerras asesinas son sin duda el efecto más trágico de los ataques el 11/9. Además, el «terror» del diablo-fantasma tenía la ventaja de que no sólo se le puede combatir en el extranjero, sino también en casa, con un rearme masivo para monitorear y controlar a toda la población. El parlamento después del 11/9 dio a los servicios secretos y a la policía oportunidades para espiar y escuchar a escondidas, así como se hacía antes «escuchar y espiar» por la Stasi en la RDA. Claro que el modo de los alemanes era como un juego de niños comparado con el de los norteamericanos de USA, según las más recientemente revelaciones que Edward Snowden ha publicado.

Al principio de las secuelas de los ataques 11/9, se formaron personas individuales y grupos en Internet que cuestionaban fundamentalmente lo que estaba sucediendo en Estados Unidos.

De repente estaba ahí, la batalla entre los medios establecidos y los formatos alternativos. Aunque esta «batalla» entre diferentes visiones de la realidad existía antes, incluso antes de Internet, el alcance ahora ha cambiado, ¿verdad?

Internet estaba todavía en su infancia en 2001. La mayoría de la gente todavía obtenía su información de los medios tradicionales. La investigación en Internet todavía era relativamente desconocida para los periodistas, y los periódicos y estaciones de radio para los que yo trabajaba en ese momento no querían tener nada que ver con las preguntas y las evidencias que encontré durante mi investigación inicial.

Y casi no había «formatos alternativos» con un cierto rango, incluso el periódico de izquierda TAZ, que ayudé a establecer como editor en la década de 1980 había cambiado, como los Verdes (De grönne) que se pasaron a los Estados Unidos y la OTAN despues de la guerra en Yugoslavia. Lo que se publicó en internet quedó fuera del radar de los grandes medios, la «lucha» por la interpretación de los hechos se dio mayoritariamente solo en comentarios y blogs en internet, que, sin embargo, no fueron utilizados por lasa masas como Facebook & Co hoy, sino más bien por nerdos y fanáticos de las tecnologías de la información.

-Entonces tú estabas adelantado. Publicaste una serie de artículos que examinan las inconsistencias y discrepancias. El hecho de que tomaras una posición también te afectó. ¿Que pasó despues? ¿Y cómo te sigue afectando hasta el día de hoy tu confrontación pública del 11 de septiembre?

El 11 de septiembre de 2001, como en meses anteriores, estaba escribiendo un libro sobre conspiraciones. En 1999, publiqué «Lexicon of Conspiracy Theories» traducido, escrito por Robert Anton Wilson, autor de «Illuminatus», la novela de conspiración más famosa e ingeniosa de todas. Cuando la editorial quiso otro libro sobre el tema y Robert estaba gravemente enfermo me propuse por mi cuenta utilizar el material histórico para mostrar las propiedades, estructuras y usos generales de la teoría de la conspiración.

Entonces, cuando se trataba de conspiraciones y teorías de conspiración, yo estaba «caliente», por así decirlo.

De hecho, estuve profundamente involucrado en un tema que se volvió muy relevante durante los ataques del 11 de septiembre. Me sentí como un arqueólogo que de repente pudo observar su campo de estudio en vivo y en la naturaleza: el crimen del siglo y «la realización de …» una teoría de la conspiración en vivo por televisión. Por la mañana había señalado: «Las teorías de la conspiración reducen los eventos complejos a un chivo expiatorio y se utilizan con fines propagandísticos».

El nombre de Osama Bin Laden se escuchó rápidamente en los medios

Apenas una hora después de los ataques, fue nombrado sospechoso, y durante la tarde y la noche ya estaba claro que solo él podía ser el autor. Y con las «huellas de los elefantes» en el aeropuerto – la maleta del «líder» Mohamed Atta con el Corán, el testamento y el manual de Boeing – el trasfondo «islamista» también era bastante claro. El hecho de que cada editorial de novelas criminales le diera al guionista de una trama tan predecible una crítica aplastante no le restó mérito al éxito de la historia: el gobierno de EE. UU. se salió con la suya en los reality shows con medios que estaban casi en línea con ella. El gigantesco horror de la masacre y el colapso de los rascacielos del WTC había evocado, gritado por un chivo expiatorio y una solución, y George W. lo sacó – como la «Ley Patriota» – del cajón: «Bin Laden» y «guerra». Sin mi mirada, que estaba dirigida a prestar atención a la reducción de la complejidad, los chivos expiatorios y la propaganda, probablemente, como la mayoría de la gente, no habría tenido muchas dudas sobre la historia para empezar. Pero después de una hora me di cuenta de que algo andaba mal aquí. Y escribí un artículo sobre eso al día siguiente. Que habría una serie de 57 episodios – todavía disponible: «La conspiración del WTC» – no estaba planeada, pero debido a que el resto de los medios ahora estaban ciegos y sordos y convertidos a repetidores de la administración Bush, no tuve otra opción, porque las inconsistencias eran obvias y no disminuían, al contrario.

-Tus artículos permanecieron fuera del radar de los medios para empezar, ¿verdad?

Mathias Bröckers:
Sí, en gran medida. Sólo cuando las enormes inconsistencias y contradicciones en la versión oficial del 11/9 se imprimieron en blanco y negro en el verano de 2002 se convirtieron en un escándalo, o más correctamente: no fueron las preguntas abiertas y los antecedentes no resueltos los que se convirtieron en escándalo, sino yo, el mensajero. Se utilizó el enfoque habitual: condena y difamación, en este caso como un «teórico de la conspiración» antiamericano, antisemita y antirracional. No había hecho ni difundido ninguna teoría sobre los atacantes y los perpetradores, pero solo probé sobre la base de muchos hechos indiscutibles que la historia oficial es una teoría de la conspiración NO demostrada.

Hablemos de los ataques como tales. Mientras tanto, ha crecido una nueva generación, que en el momento de los ataques era muy joven o aún no había nacido. ¿Cómo le explicaría Ud. el 11 de septiembre a esta generación?

Al igual que mi generación, si es que les interesara la política y la historia, explicaba la «Radioemisora ​​Gleiwitz» o «Golfo de Tonkin»: como una «operación bajo bandera falsa» que demostraba y justificaba una guerra de agresión. El general Wesley Clark, recientemente retirado de cuatro estrellas, que había comandado las Fuerzas Armadas de la OTAN en Europa hasta 2000, se sorprendió cuando visitó el Pentágono poco después de los ataques y un viejo colega del Estado Mayor Conjunto lo encontró y lo arrastró a la oficina: “Acabo de recibir esta nota de la Oficina del Ministro de Defensa, y dice aquí que atacaremos a siete países y golpearemos sus gobiernos dentro de cinco años. Comenzamos con Irak, y luego tomaremos Siria, Líbano, Libia, Somalia, Sudán e Irán, siete países en cinco años». El vicepresidente de Bush, Dick Cheney, anunció que el ambicioso calendario se retrasó bastante y dejó en claro que «la guerra durará más de una generación».

Y una mirada al Medio Oriente muestra que todavía se está trabajando de acuerdo con el plan asesino. Incluso el supuesto portador de esperanza, Barack Obama, continuó como si nada arrojando más bombas durante su tiempo como presidente que Bush.

Tu libro actual “El mito del 11 de septiembre: un resumen del crimen del siglo 20 años después” tiene alrededor de 143 páginas. Además, hay más de 1100 páginas de libros que publicó en tres libros después del 11 de septiembre. Hay bastante material de lectura sobre un incidente que los principales medios de comunicación consideraron casi «completamente investigado» en una etapa muy temprana.

Estoy muy contento de que los libros de 2002, 2003 y 2011 se vuelvan a publicar sin cambios en una edición razonablemente completa. Hay documentos históricos que demuestran que el crimen del siglo no ha sido ni investigado ni resuelto, y la versión oficial de los hechos es una teoría de la conspiración infundada.

Tampoco sé la verdad sobre el 11 de septiembre, que solo se puede encontrar con un proceso legal adecuado, pero que nunca sucedió en el caso del 11 de septiembre. Cuando leí el material de hace casi 20 años para la nueva edición, realmente sentí como lo hicieron muchos lectores en ese entonces: «¡Este es un verdadero thriller!» En ese sentido, el libro es grueso pero emocionante de leer y, como antes, desafortunadamente no es un crimen de ficción, sino una documentación de la realidad histórica y un escándalo evidente: el desconocimiento de la industria de los medios en su conjunto, que simplemente arrojó por la borda sus cualidades críticas e investigadoras, y la completa torpeza de los intelectuales. Vieron a través de todas las mentiras del estúpido George W. Bush, pero la obvia mentira del 11 de septiembre fue aceptada como la verdad y ampliamente aceptada hasta el día de hoy.

Todos los que se ocupan del 11 de septiembre, los hechos, pero también los actores y finalmente el informe de la Comisión de Investigación, tienen por delante una avalancha de información.

-¿Cuáles son sus argumentos más sólidos en contra de la versión oficial?

Hace diez años, fui coautor con Christian C. Walther de un resumen de la acusación para una fiscalía inexistente. El resumen muestra 38 hechos que deben ser investigados. Se presenta información disponible y pistas y nombres de cuáles testigos deben ser llamados para recabar pruebas y qué documentos deben ser entregados para esclarecer los hechos respectivos. Este libro mostró todos los hechos empíricos y las pistas que apuntan a los sospechosos de estas acciones.

Nuestro trabajo no consistió en hipótesis sobre posibles hechos, sino solo en pruebas convincentes de que la versión oficial es incorrecta y que una (¡primera!) Investigación y toma de pruebas sobre una base estrictamente legal debe ser una prioridad. Aunque el Imperio de los Estados Unidos es demasiado grande para fallar (y también demasiado grande para encarcelarlo) y no está claro qué tribunal, qué «Comisión de la Verdad», qué tribunal o qué futura comisión de historiadores puede llevar a cabo tal investigación.

En 2018 un «panel de consenso» de 23 expertos dirigido por el filósofo e investigador del 11 de septiembre, profesor David R. Griffin, enumeró nueve categorías en las que los hechos contradicen claramente la versión oficial: la destrucción de las Torres Gemelas (1), la destrucción del WTC 7 (2), el ataque al Pentágono (3), los vuelos del 11-S (4), las llamadas de los vuelos del 11-S (5), los ejercicios militares (6), el comportamiento de los líderes militares y políticos ( 7), Osama Bin Laden y los «secuestradores» (8), así como el uso de información privilegiada en las bolsas de valores (9). Las pistas en torno a cada uno de estos puntos revelan la narrativa oficial del 11 de septiembre como un engaño gigantesco, la fatídica madre de las noticias totalmente falsas del siglo XXI.

¿Qué más se puede decir?

En 2020 un estudio exhaustivo de la Universidad de Fairbanks en Alaska mostró que el tercer rascacielos, el WTC 7 de 174 metros de altura, que no fue golpeado por un avión, definitivamente no podría haberse derrumbado debido a la quema de muebles de oficina, como se afirmó oficialmente. .

Aunque el derrumbe del rascacielos parecía una «explosión controlada» desde el principio, no profundicé en esta cuestión hasta 2004, después de entrevistar al hombre que fue el último en escapar con vida del derrumbe de la Torre Norte: William Rodríguez, que estaba en su palco de conserjería con otros testigos. Habían notado una explosión en el sótano antes de la colisión en el piso 80 y llamaron a una ambulancia para un colega que salió del ascensor desde abajo con ropa en llamas.

El presidente le otorgó una medalla como «héroe del 11 de septiembre» por abrir una escalera cerrada con llave y salvar la vida de decenas de personas. Su demanda contra la administración Bush por conspiración y ocultación de hechos fue rechazada por el tribunal en 2006.

¿Qué pasa con el informe de la comisión de la investigación oficial?

Testigos como William Rodríguez y declaraciones de muchos otros testigos importantes no se incluyeron en absoluto, y las declaraciones clave del testigo clave Khalid Sheikh Mohamed de que Bin Laden y «Al Qaeda» eran los perpetradores se basan únicamente en registros de interrogatorios bajo tortura.

Cuando se publicó el informe en 2004, escribí una reseña titulada «Los conspiradores de Harry Plotters y las navajas de las alfombras del terror» y le di la calificación: «Núcleo mítico, estructura fabulosa, atmósfera aterradora es el informe de la Comisión del 11/9, tiene lo que se necesita para convertirse en un bestseller mágico».

En este punto, supe que el Spirit Rector y autor principal del informe, el profesor Philip Zelikow, era un colega de confianza de la asesora de seguridad nacional Condoleezza Rice. Pero que también es, según la Universidad de Virginia, un experto «en la creación y mantenimiento de -en sus palabras-» mitos públicos «o» percepciones públicas «, que define como ‘creencias’ que uno acepta como verdaderas ( incluso si uno no lo sabe con certeza)» era desconocido para mí. Yo tampoco sabía que «en su labor académica (…) se ha especializado en lo que él llama ‘impronta’ y ‘conformación’ de eventos, que adquieren así un papel ‘trascendente’ y por tanto retienen su poder, aunque la generación que lo ha experimentado ya se ha ido».

En el vigésimo aniversario, uno debe admitir sin celos que el creador de mitos y fábulas Philip Zelikow ha dominado esto con su prosa, la historia del informe del 11 de septiembre, atornillada por hechos y ficciones, ha canonizado e historizado con éxito los ataques, la duda es tabú …

Con el amable permiso de NachDenkSeiten. Mathias Bröckers es escritor y escritor, y uno de los fundadores de TAZ.

La mano oculta.

Videos y sucesos destacados.

Breathing clean air: a challenging top priority | Shanghai Daily
Shangai Tower.

Por Terje Valen – Publicado en steigan.no – Trad.: noruego.today – 23. Feb. 2021

Terje Valen
Terje Valen

China está ocupando gradualmente el primer lugar en la economía mundial y Occidente está luchando desesperadamente por mantener su dominio.

Cómo China está luchando contra la dominación mundial de los estados «colombinos».

Terje Valen usa el término «colombino» como referencia a los estados del Atlántico Norte que comenzaron su dominación mundial después de la llegada de Colón a América.

El diario noruego Klassekampen tiene hoy (22.2.20) un artículo titulado «El pedal de freno alemán» del periódico danés Información escrito por Matthias Sonne y Martin Gøttske. En el artículo de esta significativa entrevista utilizan a la experta alemana en política china Mareike Ohlberg. También se refieren a un libro donde ella es coautor.

Por lo tanto, veamos a esta experta en China, lo que sabe y representa. Junto con Clive Hamilton es autora del libro: «La mano oculta» -Trad.:Hidden Hand- que trata de Cómo el Partido Comunista Chino socava las democracias occidentales y transforma el mundo. En el libro leemos lo que piensa sobre la relación entre Estados Unidos y China y cómo todos deberíamos verla.

El libro tiene muchos ejemplos que probarán la afirmación del título. Estos ejemplos son una mezcla de una serie de cuestiones en las que China y el partido gobernante, el Partido Comunista Chino (PCCh), merecen críticas y una serie de actividades completamente normales del partido y el estado que se llevan a cabo en todas partes del mundo. Todo esto se interpretan en una narrativa que afirma que el PCCh y China buscan tomar el control de la democracia parlamentaria en otros estados y de los derechos humanos en todo el mundo.

Ejemplo nr. 1 de la ‘mano oculta’.

No es posible repasar todos los ejemplos en un corto escrito. Por lo tanto, recurro al azar a un par de capítulos del libro para ver lo que ellos ven como una influencia oculta de China para acabar con la democracia y los derechos humanos en el mundo. Voy a la página 166. «Esta es una ciudad» en el Capítulo 7 con el título «Movilización de la diáspora china» – Red.: (chinos que viven en el extranjero). Aquí se dirigen al Consejo de China para la Promoción de la Unificación Nacional Pacífica. Este consejo tiene sucursales locales en muchos países. Están trabajando para reunir a Taiwán que es territorio chino con el resto de China.

La historia es que en 1939 Taiwán fue ocupada por Chiang Kai-shek y su gente. Entonces, Chiang Kai-shek estaba más interesado en luchar contra Mao y sus fuerzas que en luchar contra los japoneses y su terrible ocupación. Mao simplemente tenía que capturarlo y obligarlo a unirse para salvar a China de la destrucción y la dominación japonesa. Cuando los japoneses fueron derrotados, Chiang Kai-shek, con ayuda estadounidense, continuó la lucha contra el ejército de liberación de los comunistas. Pero sus fuerzas fueron empujadas hacia el sur y finalmente él y su gente se trasladaron a la isla china de Taiwán y establecieron un gobierno allí.

Esta isla había sido ocupada por Japón después de una guerra en 1895. Cuando perdieron la guerra mundial, tuvieron que devolverla a China. En los días que siguieron los estadounidenses apoyaron al gobierno de Chiang Kai-sheks como representante de toda China. Por lo tanto, la República de China en Taiwán fue reconocida internacionalmente como el verdadero gobierno de China entre 1949 y 1971. Pero en 1971 la República Popular de China tomó su lugar en la ONU y en el Consejo de Seguridad de la ONU. El gobierno taiwanés ya no fue reconocido como representante del pueblo chino. La política a largo plazo de China es que Taiwán vuelva a estar bajo China tal como lo hacen con Hong Kong que fue robado por los ingleses. China está trabajando duro con esto en los foros que encuentra y ha creado grupos en diferentes países para promover esta política. Y Estados Unidos está trabajando para hacer de Taiwán un estado independiente que los apoye en la lucha contra el resto de China. El trabajo de China por la reunificación por el establecimiento completamente normal de organizaciones de amistad con otros países lo presentan los detractores como una especie de ataque encubierto al sistema parlamentario de gobierno y democracia en los países occidentales. Y la razón que exponen es que es el Partido Comunista Chino (PCCh) es el que está detrás de esto y no el gobierno de China que es elegido democráticamente.

Si revisamos las organizaciones de Estados Unidos en otros países, entonces también ellos impulsan y trabajan para promover sus intereses y así la gente tenga una visión positiva de ellos y sus políticas. Podemos, por ejemplo, mirar la organización estadounidense más antigua en Inglaterra: The American Society in England que tiene la siguiente misión: «Fomentar sentimientos de respeto mutuo y afecto entre la gente de dos grandes naciones es una misión digna y relevante hoy como lo fue en 1895. Invitamos calurosamente a los estadounidenses y a otras personas con fuertes vínculos con los Estados Unidos a solicitar su membresía». La organización tiene una gran red de contactos en Inglaterra y, por supuesto, tiene una gran influencia. Y al revés hay muchas organizaciones que trabajan por los intereses estadounidenses en Inglaterra y que tienen vínculos con la embajada estadounidense allí. El año pasado, también se reveló que una organización estadounidense contra el aborto en Belfast estaba realizando propaganda activa y engañosa contra el derecho al aborto de las mujeres.

Ejemplo nr. 2 de la ‘mano oculta’.

Luego, por casualidad, paso a la página 280. Encuentro una sección sobre los «laboratorios de ideas» del PCCh dentro de China. Aquí los autores escriben que China bajo Xi Jinping ha intensificado el trabajo de tales grupos de ideas chinos que trabajarán para fortalecer la credibilidad del sistema político y económico de China y que ya se han establecido entre 50 y 100 de ellos. Uno de los objetivos es fortalecer la voz de China a nivel internacional y difundir la posición de China. Luego, los autores enumeran varios de los »laboratorios de ideas» y muestran que están afiliados al PCCh y trabajan a nivel internacional para obtener apoyo a las opiniones de China sobre diversas materias.

Pero ahora es el caso de que la visión del mundo de Estados Unidos que ha sido dominante al menos desde la Segunda Guerra Mundial y la voz de China ha sido muy baja. Con el enorme progreso económico y el comercio con todo el mundo es natural que el liderazgo chino también tenga una mayor voz en el mundo. Tampoco es el caso de que los medios mundiales dominados por Estados Unidos vayan a tener una información imparcial y veraz sobre China.

Si nos adentramos en todos los »laboratorios de ideas» de EE.UU. que dominan el llamado discurso mundial, entonces vemos que el flujo de información se distribuye de manera muy desigual y a China no se le favorece tanto. Entonces es natural que quieran canales que puedan difundir sus propios puntos de vista sobre diversos temas. No tiene que haber nada encubierto o aterrador al respecto. Uno de estos »laboratorios de ideas» es con el que trabaja la propia Mareika Ohlberg, por lo que está por decirlo así en una casita de vidrio.

Ejemplo nr. 3 de la ‘mano oculta’.

La lucha contra Huawei (páginas 206-211) es un ejemplo de lo mismo. Todo el mundo sabe que los servicios de seguridad estadounidenses han tenido una influencia decisiva en el desarrollo de servicios online basados ​​en tecnología desarrollada en Estados Unidos. Y todos saben que los servicios de seguridad escuchan a escondidas todo el tráfico en línea en todo el mundo. La queja contra Huawei es que la compañía ha hecho y hace algo de lo mismo. Por lo tanto es un riesgo de seguridad para otros países del mundo. No sabemos cuánto hay en esto. Los autores no aportan pruebas de ello. Hablan de sospechas de conexión con el servicio secreto chino y de que es muy probable que el robo de material de seguridad de la oficina de una Unión Africana en Addis Abeba fuera realizado por Huawei y que muchos empleados de Huawei creen que el régimen chino coloca agentes en la Red de oficinas de Huawei en el extranjero. Y se habla de quejarse de que Huawei tiene información confidencial de la competencia.

Pero esta no es la más importante victoria de los autores. Es obvio que «la expansión global de Huawei, por propio esfuerzo, sirva como una fuerza para la influencia de Beijing». Porque si Huawei logra su objetivo de convertirse en el proveedor y diseñador dominante de la red de comunicaciones global en este siglo le dará a Beijing una gran influencia en todo el mundo.

Y luego hay una lista de todo lo que hace Huawei, al igual que todos los operadores de este mercado para promover su causa. Los autores a los que nos referimos arriba se quejan de que muchos defienden a Huawei de los reparos de Estados Unidos y que Huawei trabaja contra todo tipo de personas para acceder al mercado. Y de cómo patrocinan, por ejemplo a grandes equipos deportivos y deportistas. Por supuesto esta no es otra competencia económica que China use que no esté a la ofensiva y con tecnología superior, mientras que Estados Unidos, a la cabeza del grupo ‘colombino’ debe defender su inferior tecnología con medios políticos y fuerte presión.

Ejemplo nr. 4 de la ‘mano oculta’.

Por supuesto, también debemos mirar el caso de los uigures que están constantemente en los medios de comunicación occidentales. Adrian Zenz es la fuente de esta afirmación. La peor acusación al gobierno chino es ser responsable del genocidio de los uigures. Ahora está claro que estas acusaciones no son ciertas. El investigador Lyle Goldstein quien es profesor e investigador del Departamento de Investigación Estratégica y Operativa del Naval War College en los Estados Unidos le dijo a The Grayzone que las afirmaciones de «genocidio demográfico» y maltrato de los uigures es un cuento inventado por Zenz y también es insultante para quienes perdieron parientes en el Holocausto». Goldstein dijo que el acercamiento chino a Xinjiang «es una actitud más opresiva de lo que nos gustaría, pero ciertamente no es un genocidio».

Además, una revisión exhaustiva de la investigación de Zenz muestra que su afirmación de genocidio se ve socavada por el gran uso indebido de información digital con acusaciones falsas, selección selectiva de material de fuentes y tergiversaciones propagandísticas.

Leer: Las acusaciones de Estados Unidos contra China de «genocidio» se basan en datos falsos de un ideólogo de extrema derecha.

De hecho, resulta que el número de uigures en Xinjiang está aumentando y que la proporción de la población en la provincia en relación con los chinos de etnia Han también está aumentando significativamente. Esto se debe sobre todo al hecho de que los uigures han estado exentos de la política ‘de 1 niño’ al que los chinos se han impuesto durante varias décadas. Pero desde 2017 los uigures han tenido iguales limitaciones que los chinos Han en Xinjiang, es decir, que solo pueden tener dos hijos en las ciudades y tres en el campo. El uso de anticonceptivos también se ha vuelto más común. Para un fundamentalista religioso como Zenz, esto se convierte en genocidio.

En Xinjiang, donde viven los uigures, las condiciones de salud de las madres y los niños han mejorado significativamente, al igual que en el resto de China. Un estudio publicado por la reconocida revista médica The Lancet, que analizó todas las provincias de China, dijo que reducir la mortalidad infantil y mejorar la salud de las madres en China es «una historia de éxito sensacional».

Grayzone ha revisado todas las acusaciones del artículo de Zenz y ha demostrado que hace trucos con los números, inventa estadísticas y malinterpreta deliberadamente la información para que encaje en su propia agenda.

Y su agenda es la de un fanático religioso de extrema derecha que se opone al aborto, se opone a la planificación familiar y que es un predicador del ‘juicio final’. Él mismo dice que su campaña contra China está «gobernada por Dios». Es un oponente fanático de los homosexuales y dice que aquellos judíos que no se conviertan al cristianismo evangélico antes del fin de los tiempos serán «exterminados o terminarán en el fuego de un horno».

Zenz ha enseñado en ciudades educativas cristianas fundamentalistas y está contratado por la Fundación neoconservadora Jamestown, fundada por William J. Casey, director de la CIA de Ronald Reagan para financiar a los disidentes soviéticos.

Las acusaciones de genocidio son noticias falsas como las que siempre usa Estados Unidos contra países que quiere desprestigiar o atacar.

¿Qué representan los autores del libro?

Hidden hand

Siempre es importante saber qué tipo de fuerzas están detrás de tales escritos. Así que miremos eso. Clive Hamilton ha sido conocido como crítico del capitalismo y crítico de cómo el gobierno australiano pone un freno y dirige los debates públicos. Ha alquilado un grupo de expertos que se ha considerado políticamente progresista. Fue profesor de Ética Pública en el Centro de Filosofía Aplicada y Ética Pública que fue cerrado en 2016 y trasladado a la Universidad Charles Sturt donde Hamilton se convirtió en Vicerrector de Ética Pública. Recientemente esta universidad ha sido objeto de duras críticas por gastar dinero en cambiar nombres e imágenes en lugar de garantizar los estándares académicos. Lo habitual en estas auditorías públicas es que la universidad pasa a ser aprobada por siete nuevos años, pero la Universidad Charles Sturt obtuvo solo 4 años. Hamilton perdió el liderazgo en la lucha por cambiar el nombre de la universidad luego de una fuerte oposición de los estudiantes, ex alumnos y la comunidad local. Lo que ha sucedido indica que ha habido un cambio en el rumbo de la universidad en dirección a una mayor orientación al mercado.

Pero Mareike Ohlberg es la más notoria de los autores. Ha trabajado para el Instituto Mercator de Estudios de China (MERICS) y la Conferencia de Seguridad de Munich que es la conferencia más grande del mundo donde se reúnen los especialistas en seguridad de los estados. La tal conferencia fue fundada en 1963 por un oficial alemán que había estado involucrado en la conspiración para matar a Hitler. El objetivo de la conferencia fue desde el principio reunir a líderes y expertos diplomáticos para discutir el estado de la OTAN y la relación entre los estados de ambos lados del Atlántico. Posteriormente han ampliado el área de interés. Ohlberg fue empleada por The German Marshall Fund de los Estados Unidos para participar en la autoría del libro.

La 56a Conferencia de Seguridad de Múnich (MSC 2020) se celebró del 14 al 16 de febrero de 2020 en el Bayerischer Hof de Múnich. Hubo más de 500 participantes y representantes de estados y gobiernos de 35 países. Se planteó un tema importante de debate entre EE.UU., China y la UE. Al Jazeera tenía un artículo sobre qué se planteó en la conferencia y sobre lo que se puede esperar. Aquí también encontramos comités relacionados con EE.UU., la Unión Europea, EE.UU. y el problema de que los estados occidentales están perdiendo su hegemonía en el mundo. No encuentro ningún resumen de la conferencia en línea.

La ‘mano oculta’ se corresponde exactamente con el último libro azul de los Estados Unidos en el área.

Pero un resultado de estas discusiones y la actitud del gobierno de EE.UU. se puede encontrar en el nuevo libro azul sobre la política estadounidense. El Libro Azul está escrito por el Director Peter Berkowitz de la Oficina del Secretario de Estado en la Oficina del Personal de Planificación de Políticas de los Estados Unidos y se publicó a fines de noviembre de 2020. El título es «Los elementos del desafío de China». Aquí resume en 10 puntos lo que debe hacer Estados Unidos para que China no los supere internacionalmente. Se mencionan muchos medios y la guerra es uno de ellos si es necesario. Y si comparamos el contenido esencial de «La mano oculta» con este libro azul, vemos que las valoraciones y medidas básicas coinciden.

La esencia de la ‘mano oculta’ – una sólida teoría de la conspiración.

Con esto conocemos la historia de fondo de «La Mano Oculta». Este libro es una campaña de propaganda para la visión de China que Estados Unidos difundirá para crear una opinión pública que perjudique a su «principal enemigo». Para hacer frente a esto no basta con criticar a China de manera objetiva. Hacen una sólida teoría de la conspiración sobre los objetivos y políticas de China que no están probadas ni en documentos del partido ni del Congreso Popular y donde no encontramos evidencia en la práctica que China tenga una política sobre todo el mundo. De hecho, no hay evidencia de que China quiera destruir el sistema parlamentario de los países que lo tienen ni el sistema despótico de los países que lo tienen.

En defensa del colapso del sistema ‘colombino’.

Esta teoría de la conspiración sirve como defensa para la lucha desesperada por la supervivencia del colapso y espantoso sistema ‘colombino’. Encontramos esto reflejado en la página 39 del libro donde los autores escriben que China está comenzando a «desafiar el control del poder del mundo desarrollado».

También aparece en la primera página del libro que establece que «las instituciones democráticas y el orden global establecido después de la Segunda Guerra Mundial han demostrado ser más frágiles de lo esperado y son vulnerables a las nuevas armas de guerra política que enfrentan ahora. El Partido Comunista Chino está explotando las debilidades de los sistemas democráticos para socavarlos y aunque muchos en Occidente todavía no quieren admitirlo las democracias necesitan urgentemente una mayor resistencia si quieren sobrevivir». Si lees el mencionado libro azul, verás qué hará Estados Unidos para aumentar la «resiliencia» y si lees «La mano oculta» obtendrás más detalles con el mismo punto de partida.

Con este punto de partida también se da el caso de que todos los contactos habituales que China toma en todo el mundo en economía, educación, cultura y en todos los demás campos se consideran peligrosos. Y son peligrosos porque es el Partido Comunista de China el que gobierna el país y este partido quiere eliminar la democracia y los derechos humanos en todas partes. China, por supuesto, puede ser criticada de muchas cosas. ¿Qué potencias no pueden ser criticadas? Y todas esas críticas han sido rebuscadas por los autores. Pero también toda la actividad de contacto normal que todas las grandes potencias llevan a cabo con otros países, líderes, organizaciones, etc. se interpreta aquí como parte de un ataque colectivo a la democracia parlamentaria occidental que los autores Ohlberg y Hamilton llaman ‘tomar el control de la parte desarrollada del mundo’.

Qué esconden.

Ocultan la política declarada de China y el Partido Comunista que es no involucrarse en cómo se gobiernan otros países. Y esta es una política que podemos ver que se está siguiendo en la práctica. China tiene contacto con todos los que están abiertos al contacto. Por lo que no se trata de que China tome el control de la democracia parlamentaria en los países que tienen esta forma de gobierno ni del gobierno despótico en Arabia Saudita o en otros lugares. Tampoco se meten en las prácticas de los distintos países en materia de derechos humanos.

Los autores mencionados obviamente no entran en cómo el Partido Comunista de China puede realmente gobernar el gran país de China. Intentan que parezca que la vigilancia, la coerción y la alineación son los métodos principales. Todo esto se encuentra en China, pero ese no es el punto. Lo importante es que el PCCh sigue una política que ha brindado grandes beneficios a la mayoría de la población del país. Esto significa que la gente tiene una gran confianza en el partido y en todo el gobierno de China. Como en todos los países, también hay quienes no están satisfechos. Se les permite hablar sobre esto, pero no se les permite obtener apoyo que pueda amenazar al gobierno del país.

El PCCh tiene casi 100 millones de miembros.

El Partido Comunista de China tiene casi 100 millones de miembros, es decir, algo menos del 10% de la población. Esto significa que hay alrededor de 12-13 personas por cada miembro del partido. Los miembros del partido constituyen así un gran porcentaje de la población y la mayoría tiene una relación cercana con las personas que los rodean, porque forman parte de las muchas organizaciones que tienen los chinos. Ahí la gente aborda sus problemas y el partido obtiene un conocimiento de primera mano de lo que la gente piensa y quiere. Las discusiones importantes se elevan más allá en el partido. La información y la influencia no solo van en un sentido, sino que suben y bajan en la jerarquía. Una democracia de partido también funciona dentro del partido. Están representados diferentes intereses y direcciones políticas y hay votaciones en los casos y elecciones de personas para cargos en el partido en función del apoyo a sus políticas. Se puede decir que el sistema es tan democrático como la oligarquía rica que domina las elecciones en Estados Unidos.

Bajo las democracias parlamentarias del mundo occidental tenemos varios partidos. Pero si miramos más de cerca todos tienen, con algunas pequeñas excepciones, la misma base. Están a favor y quieren cuidar el sistema económico capitalista que tenemos. En este sentido son una verdadera coalición en la que los problemas van sobre cómo se debe administrar este sistema de la mejor manera posible. Por lo tanto, podemos decir que son un partido de coalición. Cambiar de gobierno no cambia fundamentalmente la política. Entonces, es posible en este sentido verlos como un solo partido, donde diferentes partes miran de manera un poco diferente a cómo se debe administrar el capitalismo. En países con un sistema formal de partido único encontramos estas diferencias dentro del partido y aquellos que obtienen mayorías por sus puntos de vista en los congresos del partido ascienden como líderes.

Leer: Atlantic Council publica un llamado anónimo para un cambio de régimen en China.

Informe del Atlantic Council

Resumen.

El «colombismo» es la dominación mundial que los estados blancos del Atlántico Norte construyeron después de la llegada de Colón a América y que está a punto de caer. Todo el sistema global de explotación de estos estados puede desmoronarse. Es un desastre para los grandes capitales asociados a las potencias ‘colombinas’ y para las clases dominantes en estos estados. Desde la Segunda Guerra Mundial EE.UU. ha sido la principal potencia ‘colombina’ y ha utilizado la OTAN y varias otras instituciones y acuerdos «internacionales» para unirlos a luchar por la dominación mundial estadounidense. Así que hoy es Estados Unidos quien lidera la lucha para mantener el control del poder en el mundo. Ha provocado y sigue provocando un rearme forzoso, guerras con y sin operadores, actividades subversivas, acciones de todo tipo para cambios de régimen, sanciones financieramente dañinas y letales y está creando las condiciones para desencadenar una gran guerra en el continente euroasiático. Algo que por supuesto sucederá basado en las mentiras como cuando aplastaron al estado iraquí y ordenaron a los pilotos noruegos que bombardearan y destruyeran Libia que era el estado mejor administrado de África. Esto con los terribles resultados que ha dado. Por no hablar de la guerra de poder en Siria y el golpe de estado respaldado por Estados Unidos en Ucrania que abrió una nueva primavera para el nazismo y donde los actores noruegos fueron muy activos.

Terje Valen, martes 22 de enero de 2021.

Trump prepara ‘sorpresa’ en enero.

Videos y sucesos destacados.

Video: «Detrás de la Razón» Dirigido por Roberto de la Madrid.

Autor: Bill Van Auken wsws.org – (Artículo publicado originalmente en inglés el 29 de diciembre de 2020) – Trad.: noruego.today

El alto mando militar estadounidense está operando en lo que equivale a un estado de alerta máxima ante un posible intento de golpe de Estado del presidente Donald Trump durante el próximo mes con el objetivo de anular los resultados de las elecciones presidenciales de noviembre.

Esta mayor percepción del peligro provino de una extraordinaria entrevista el 17 de diciembre otorgada por el general (retirado) Michael Flynn, el primer asesor de seguridad nacional de Trump y ahora un criminal indultado, a Newsmax, el medio de televisión por cable de extrema derecha que ha respaldado fielmente las fraudulentas acusaciones de Trump de que la elección fue robada.

Flynn reafirmó el poder del presidente para declarar ley marcial y sugirió que podría desplegar “capacidades militares” en los estados disputados donde perdió para “básicamente repetir la elección”. En otras palabras, los votantes en Pensilvania, Michigan, Wisconsin, Georgia y otros estados en los que ganó el candidato demócrata Joe Biden serían llevados de regreso a las urnas a punta de bayoneta para asegurar que Trump se mantenga en control de la Casa Blanca.

Lo que es aún más inquietante, el general retirado de tres estrellas fue invitado a la Casa Blanca al día siguiente, junto con Sydney Powell, la antigua abogada de Trump en torno a la acusación de fraude electoral que impulsó las teorías de que la votación había sido manipulada, entre otros, por el fallecido líder venezolano Hugo Chávez. La posibilidad de imponer ley marcial fue objeto de un acalorado debate.

Una serie de reportes de los comentaristas en la prensa con estrechos lazos al aparato militar y de inteligencia hizo evidentes las extraordinarias tensiones dentro del mando uniformado del Pentágono.

Entre estas advertencias destaca una columna de David Ignatius en el Washington Post intitulada “Hasta que se certifique la victoria de Biden, Estados Unidos sigue siendo vulnerable”. Ignatius ha servido durante mucho tiempo como un conducto para la información que el Pentágono y la CIA quieren que se filtre al público.

Estados Unidos “estará en la zona de peligro hasta la certificación formal de la victoria electoral de Joe Biden el 6 de enero, porque una posible agitación nacional o extranjera podría darle al presidente Trump una excusa para aferrarse al poder”, escribe Ignatius.

El 6 de enero, el Congreso tiene programado contar formalmente los votos del Colegio Electoral, en los que Biden ganó 306 a 232, y certificar su elección como presidente de los Estados Unidos. Trump ha pedido a sus partidarios republicanos en la Cámara de Representantes y el Senado que descarrilen este proceso, mientras que convocó a sus partidarios de extrema derecha a tomar las calles de Washington el mismo día. “Una gran protesta en DC el 6 de enero. ¡Estén allí, será salvaje!”, tuiteó, invocando la posibilidad de violencia.

Unos enfrentamientos violentos en las calles de la capital estadounidense, advierte Ignatius, podrían proporcionarle a Trump el pretexto para “invocar la Ley de Insurrecciones para movilizar a los militares”.

Ignatius también menciona la depuración de Trump de los principales líderes civiles del Pentágono y la instalación de una camarilla de leales fascistizantes. El secretario interino de Defensa, Mark Esper, fue despedido tanto por su renuencia a apoyar un ataque militar contra Irán como por su oposición pública a la propuesta de Trump de invocar la Ley de Insurrecciones y desplegar tropas regulares del ejército en las calles para atacar las manifestaciones contra la violencia policial el verano pasado.

“Las últimas semanas de Trump en el cargo también serán un polvorín debido al peligro de disturbios en el extranjero”, escribe Ignatius, señalando los recientes ataques con cohetes contra el extenso complejo de la Embajada de Estados Unidos en la Zona Verde de Bagdad y la amenaza tuiteada de Trump de represalias contra Irán. También cita el aniversario del 3 de enero del asesinato por un dron estadounidense el año pasado del alto líder iraní Qasem Soleimani y del comandante de una milicia iraquí Abu Mahdi al-Muhandis.

La realidad es que Estados Unidos está aumentando constantemente sus amenazas militares contra Irán. En la última acción, la Marina de los Estados Unidos envió el submarino de propulsión nuclear USS Georgia, armado con misiles de crucero, junto con los buques de guerra que lo acompañan, al golfo Pérsico, uniéndose al grupo de ataque del portaaviones USS Nimitz ya desplegado allí.

Como advirtió el World Socialist Web Site en una perspectiva del 17 de noviembre titulada “En medio de un complot golpista electoral, Trump amenaza con una guerra catastrófica contra Irán”:

Un ataque contra Irán y las inevitables represalias iraníes, incluyendo la posible muerte de un gran número de tropas estadounidenses, proporcionarían a Trump el pretexto para imponer ley marcial y negarse a rendir la Casa Blanca. Cuando faltan 62 días para la inauguración presidencial prevista, el peligro de tal provocación es omnipresente.

Ignatius concluye su ominosa columna asegurando que “Trump no logrará subvertir la Constitución, pero puede hacer un daño enorme en las próximas semanas”. La solución, dice, es que los republicanos vayan a la Casa Blanca y le digan a su presidente: “Esto debe terminar”.

Mientras tanto, CNN informa que “hay una creciente ansiedad” dentro del ejército por lo que Trump pueda hacer en las semanas previas a la fecha de traspaso. “¿Ordenará el presidente alguna acción militar inesperada, como un ataque a Irán, o de alguna manera arrastrará a los militares detrás de sus esfuerzos por anular los resultados de las elecciones?”, son las preguntas que preocupan al Pentágono, según la red.

Citando a casi una docena de oficiales superiores en servicio activo, que hablaron bajo condición de anonimato, el informe afirma que los oficiales han estado elaborando “listas” de todas las acciones potenciales que Trump podría tomar durante el próximo mes, como más purgas de altos funcionarios, incluyendo personal uniformado.

El informe cita una declaración emitida por el general James McConville, jefe de personal del ejército, y Ryan McCarthy, el secretario del ejército designado por Trump, que afirma: “El ejército estadounidense no tiene ningún papel en la determinación del resultado de una elección estadounidense”. Los oficiales superiores entrevistados por CNN señalaron que, en la memoria viva, nadie se ha sentido obligado a emitir tal declaración, lo que equivale a una garantía de que el ejército estadounidense no llevará a cabo un golpe.

CNN citó a varios oficiales que afirman que, “durante el resto de su mandato, si Trump emite alguna orden, la clave será si se determina que es legal. Si no son legales, y no se puede disuadir al presidente de no hacer posibles órdenes ilegales, podría plantear preguntas difíciles sobre lo que harán los altos mandos militares a continuación”.

Por su parte, el columnista republicano anti-Trump Bill Kristol informó a través de Twitter que le habían “dicho de manera confiable que los altos funcionarios militares en el Pentágono están más, no menos, alarmados de lo que estaban hace unas semanas cuando Mark Esper fue despedido. El nuevo grupo de leales a Trump en los puestos civiles más importantes no parece estar allí solo para pulir sus currículos, como dijo una persona. Están tratando de averiguar, en coordinación con la gente de la Casa Blanca, ‘cómo hacer que suceda algo’”. Las discusiones que tienen lugar dentro de los altos mandos, dijo, “no tienen precedentes”.

Mientras tanto, el Washington Post publicó un editorial el 26 de diciembre que indica que las acciones de Trump durante las próximas semanas “podrían hacer que el resto de su caótica presidencia parezca apacible”. Añadió: “Las posibilidades incluyen órdenes extrañas a las fuerzas armadas …”.

Citando la declaración del jefe de personal y secretario del Ejército de que los militares no determinarían el resultado de las elecciones, el Post afirmó: “Los estadounidenses pueden apreciar estas declaraciones, aunque se sientan horrorizados de que sean necesarias. Es necesario que los altos mandos del Ejército digan que los militares no ayudarán a organizar un golpe”.

Esta no es la única razón para sentirse horrorizado. Mientras el Estado Mayor Conjunto puede ver la agitación del general Flynn como una amenaza para la estabilidad nacional, así como para la cohesión y disciplina de las propias fuerzas armadas, no hay razón para dudar de que Flynn tiene contactos y simpatizantes dentro del cuerpo de oficiales que comparten su ideología fascistizante. Sean o no suficientes en número y organización para lanzar un golpe, se ha cruzado un umbral. Un golpe militar en los Estados Unidos ya no es simplemente imaginable, sino que constituye un peligro real y presente.

En un artículo de Newsweek titulado “El discurso de Donald Trump sobre la ley marcial tiene a los militares en alerta roja”, el veterano analista de asuntos militares William Arkin informó que “los oficiales de alto rango han discutido lo que harían si el presidente declarara la ley marcial. Y los mandos militares responsables de Washington DC están involucrados en planes secretos de contingencia en caso de que las fuerzas armadas tengan que mantener o restaurar el orden civil durante el período de inauguración y traspaso”.

Arkin agregó que mientras los altos funcionarios insistieron en que no se unirían a un golpe para anular las elecciones, “les preocupa que los militares puedan verse arrastrados por una crisis provocada por Trump, particularmente si el presidente intenta reunir a milicias privadas y paramilitares pro-Trump en un esfuerzo por interrumpir la transición y causar violencia en la capital”.

Arkin citó a un excomandante anónimo del Comando Norte (NORTHCOM) que dijo: “Aunque estoy seguro de que el mando militar uniformado tiene la cabeza bien puesta, tal locura no tiene precedentes y las posibilidades son infinitas”.

Refiriéndose a una declaración hecha por Trump en marzo de que tenía “derecho a hacer muchas cosas que la gente ni siquiera sabe”, Arkin informó que durante las deliberaciones sobre la declaración de emergencia por la pandemia de coronavirus, Trump fue “informado por su equipo de seguridad nacional sobre una amplia gama de poderes extraordinarios disponibles para él, incluyendo planes militares secretos para reprimir disturbios civiles en la ‘Región de la Capital Nacional’ y poderes extraordinarios contenidos en los planes ultrasecretos de continuidad gubernamental, ambos revelados por primera vez en Newsweek”. También se incluyen documentos secretos de acciones de emergencia presidencial (PEAD) redactados durante la era de la Guerra Fría que permiten la declaración de una “emergencia nacional sin límite”.

En un artículo intitulado “Los últimos días de Trump intentan convertir a las fuerzas armadas en un peón político” publicado en el sitio web de The Hill, Dov S. Zakheim, exsubsecretario de defensa de George W. Bush, advirtió que mientras que varios altos funcionarios militares han declarado que no interferirán en las elecciones, “Trump podría optar por invocar la Ley de Insurrecciones o emitir alguna otra orden que sea menos claramente ilegal pero que pondría a los militares en las calles de Estados Unidos”.

Haciendo referencia a Siete Días en Mayo, la novela más vendida de 1962, y la película posterior, sobre un golpe militar en los Estados Unidos, Zakheim escribe: “Hoy, sin embargo, son las fuerzas armadas las que constituyen un baluarte crítico de la democracia estadounidense y de control civil cuando la era de Trump llega a sus últimos días”.

La película «Siete Días en Mayo» se puede rentar aquí

El hecho de que el ejército sea exaltado como garante de la “democracia y el control civil” es testimonio de la desintegración de las formas democráticas de gobierno en los Estados Unidos bajo el impacto de unas guerras interminables, ataques incesantes a los derechos democráticos y niveles de desigualdad social sin precedentes. El intento de Trump de derrocar la Constitución de Estados Unidos es el resultado de este proceso, no su causa.

Ha sido ayudado e azuzado por los demócratas y los medios corporativos, que han tomado una decisión deliberada de restar importancia y ocultar al público las profundas amenazas y conspiraciones que emanan de la Casa Blanca.

Biden y los demócratas han optado por ignorar la negativa de Trump a conceder la derrota electoral y sus reuniones en la Casa Blanca para discutir la viabilidad de imponer la ley marcial y permanecer en el cargo.

El lunes, Biden pronunció un discurso en el que se quejó de que la camarilla de leales fascistizantes instalados por Trump en el Pentágono estaba imponiendo “obstáculos” a su equipo para “obtener toda la información que necesitamos de la Administración saliente en áreas claves de seguridad nacional”. Su preocupación, dijo, era evitar “cualquier ventana de confusión o puesta al día que nuestros adversarios puedan intentar aprovechar”.

Hace caso omiso deliberadamente a que el equipo de transición de Biden está siendo excluido del Pentágono porque las personas designadas por Trump están intentando convertirlo en la cabina de mando de un golpe extraconstitucional para anular las elecciones.

La principal preocupación del Partido Demócrata no es exponer y derrotar las conspiraciones de Trump, sino evitar que las masas de trabajadores se vuelvan políticamente conscientes del peligro y entren en lucha contra éste. Los demócratas ven tal revuelta desde abajo como una amenaza intolerable para los intereses de Wall Street y el imperialismo estadounidense que defienden.

Si Biden logra asumir control de la Casa Blanca el 20 de enero gracias a las garantías que ha hecho al Pentágono y a la oligarquía gobernante de que defenderá sus intereses, el asalto a los derechos democráticos y la amenaza de dictadura que ha quedado expuesta por los complots de Trump solo continuarán y se profundizarán.

Edward Snowden, quien delató crímenes de guerra trae a su familia a vivir en Rusia.

Videos y sucesos destacados.

Tomado de Reuters.

El ex laureado por Right Livelihood Edward Snowden habló desde una pantalla de video durante la ceremonia del Premio Right Livelihood 2019 en Cirkus, Estocolmo, Suecia, el 4 de diciembre de 2019.

El Premio Right Livelihood​ (en inglés Right Livelihood Award o RLA), también conocido como Premio Nobel Alternativo se entrega desde 1980 gracias al filántropo Jakob von Uexkull,​ y se presenta anualmente en el Parlamento Sueco, el 9 de diciembre, para homenajear y apoyar a aquellas personas que «trabajan en la búsqueda y aplicación de soluciones para los cambios más urgentes que necesita el mundo actual».

MOSCÚ (Reuters) – La esposa del denunciante estadounidense Edward Snowden dio a luz a un hijo, mostraron fotografías publicadas en su página de redes sociales el sábado.

«Felices vacaciones de nuestra familia recién ampliada», escribió Lindsay Mills, compartiendo fotografías en Instagram de la pareja que sostiene al recién nacido.

La matanza de gente por soldados estadounidenses desde un helicóptero en Irak 2007.
Ver este video en ‘Watch on YouTube o aquí

Snowden, de 37 años, que huyó de Estados Unidos después de filtrar archivos secretos de la Agencia de Seguridad Nacional en 2013 y recibió asilo en Rusia, dijo el mes pasado que buscaría la ciudadanía rusa junto con su esposa por el bien de su futura familia.

La pareja dijo que temían ser separados de su hijo, en una era de pandemias y fronteras cerradas, si no se convertían en ciudadanos estadounidenses y rusos.

Rusia ya le ha otorgado a Snowden derechos de residencia permanente, dijo el abogado Anatoly Kucherena a principios de este año, un paso vital hacia la ciudadanía rusa.

Las autoridades estadounidenses han querido durante años que Snowden regresara para enfrentar un juicio penal por cargos de espionaje presentados en 2013.

“Como esperábamos, hay una nueva incorporación a su familia. Edward y Lindsay han tenido un hijo. La madre y el bebé gozan de excelente salud” informó el sábado la agencia de noticias rusa Interfax, citando a Kucherena.

Guerra, propaganda mediática y estado policial.

Videos y sucesos destacados.

Texto publicado en derimot.no 29 nov. 2020. – Traducción y adaptación: noruego.today

Este artículo ha sido publicado anteriormente en «derimot.no», pero es universal en el sentido de que no está relacionado con una situación actual y es aún más válido ahora que antes. Continuaré publicándolo de forma regular.
En relación con el hecho de que el término teórico de la conspiración (una construcción de la CIA para amordazar a los críticos) se usa constantemente contra cualquiera que cuestione las verdades establecidas, por lo tanto, presento este artículo a los nuevos lectores. Relata cómo el poder estatal es una herramienta importante para el poder en los Estados Unidos (las grandes corporaciones, bancos, conglomerados) y la CIA es parte de ese poder. El estado no es un organismo neutral elevado por encima de la lucha de clases, sino la herramienta más importante de la clase dominante para retener el poder, como escribió Lenin en El estado y la revolución.

Este artículo se mantiene en un lenguaje académico y quizás algo seco, pero es absolutamente crucial si uno realmente quiere comprender más sobre algunas de las fuerzas que actúan en secreto en el mundo actual.

Knut Lindtner.

El profesor James F.Tracy trabaja en la «Florida Atlantic University». Allí enseña, por ejemplo, las conspiraciones y la relación entre los medios comerciales y los medios alternativos en relación con temas y eventos sociopolíticos. Es el editor de la revista Democratic Communiqué, que es la revista de la Asociación para la Comunicación Democrática. También es miembro de «Project Censored» y colaborador habitual del sitio web de Global Research.

Guerra, propaganda mediática y estado policial.

jamestracytn-165x200jpg
Autor: profesor James F. Tracy.

Las técnicas modernas de propaganda utilizadas por las grandes empresas para producir políticas antidemocráticas y destructivas incluyen la producción y manipulación de noticias. El propósito es moldear la opinión pública, o como dijo Edward Bernays (pionero en relaciones públicas y propaganda), «concertar acuerdos» para lograr una meta. Este tipo de incidentes no son solo llamamientos políticos abiertos, sino también hechos como el terrorismo y el militarismo aparentemente espontáneos, que a través de hechos traumáticos afectan a la opinión pública, de modo que acepten las narrativas falsas como realidades políticas e históricas.

El desarrollo y uso de la propaganda por parte de los estados occidentales va seguido de un debilitamiento paralelo del sufragio y control político a lo largo de años 1900. El presidente Woodrow Wilson, que era un académico de Princeton y que fue ‘aminorado’ en asignaciones políticas por los banqueros de Wall Street, reunió, por ejemplo, a periodistas y publicistas progresistas de izquierda, para «vender la primera guerra mundial» a los estadounidenses.

Además de manipular la información y debilitar los derechos democráticos, la vigilancia en la sociedad va en aumento.

Los maestros del embuste acreditado y el disparate creído.

De izq. a der.: George Creel, Walter Lippmann, Edward Bernays y Harold Lasswell quienes desempeñaron papeles importantes en el recién creado Comité de Información Pública (CPI) y fueron figuras destacadas en el pensamiento político, las relaciones públicas y la investigación de la guerra psicológica. El énfasis de ventas fueron incomparables tanto en alcance como en sofisticación. El CPI no solo pudo censurar noticias e información pública, sino que en la práctica también creó información. En su papel de agente publicitario versátil, Creed exploró «varias vías a través de las cuales la información fluía hacia la población e inundó estos canales con material pro-guerra».

Moolman Institute on Twitter: "Where all think alike, no-one thinks very  much - Walter Lippmann #entrepreneurs #innovators #inspirationalquotes  #motivation #entrepreneurquotes #motivationalquotes…  https://t.co/TKq78S4vL3"
Trad.: «Nadie piensa mejor cuando todos piensan igual». (W.Lippmann).

La organización del CPI en EE. UU. tenía 19 subdivisiones. Cada una de ellas fue responsable de un tipo particular de propaganda. Una de ellas fue el «Departamento de Noticias» que envió más de 6000 comunicados de prensa y, por lo tanto, sirvió como la principal fuente de información relacionada con la guerra. En una semana promedio, los periódicos habían recopilado más de 20.000 columnas que contenían datos producidos a través de la propaganda del CPI. El ‘departamento de escritores’ empleó escritores, ensayistas y escritores populares. El grupo principal de editoriales presentó la línea de la política deseada de una manera sencilla y llegó a 12 millones de lectores cada mes. Se hicieron esfuerzos similares hacia el cine, otros entretenimientos y una amplia publicidad en todas partes.

Basándose en la experiencia que estos comerciantes de la guerra reunieron y desarrollaron durante la década de 1920, ellos y sus clientes se dieron cuenta de que el estado de ánimo de la gente, es decir la opinión pública, era mucho más susceptible a la «persuasión» de lo creían. Las soluciones propuestas para asegurar lo que parecía una democracia en un mundo cada vez más confuso fueron el «periodismo objetivo» dirigido por la inteligencia organizada (Lippmann) y la propaganda, o lo que Edward Bernays llamó «relaciones públicas», PR, o «public relations» en inglés.

Lippmann, quien fue asesor del gobierno de Wilson fuera de otras tareas importantes, creía que lo que se llamaba «democracia» estaba constantemente influida por lo que él percibía como desinformación para la población, que era incapaz de comprender la creciente complejidad de un sociedad moderna. Solo se puede confiar en los expertos cuando emiten información y actúan sobre la base de lo que estos dominan.

Junto con estas pautas, el periodismo debe desarrollarse de acuerdo con la experiencia de las autoridades establecidas. Las noticias y la información debían analizarse, editarse y coordinarse en paralelo para garantizar que los periodistas siguieran exactamente los mismos métodos tecnocráticos. Aunque Lippmann no especificó exactamente qué organismo supervisaría este proceso de «conocimiento organizado» sus actividades y afiliaciones de la posguerra proporcionan una pista.

Los argumentos de Edward Bernay para controlar la opinión pública son mucho más prácticos y abiertos. Mientras que Lippmann sugiere un sistema estricto a través de noticias tecnocráticas e información procesada, Bernays aboga por el derecho de la élite privilegiada a una manipulación sin disfraz de cómo el público debe percibir la realidad. Tal manipulación requiere que uno pueda manejar conexiones, personas y eventos que ocurren espontáneamente. «Cualquier persona u organización depende en última instancia de la aprobación pública», escribió Bernays:

[…] y por tanto se enfrenta al problema de conseguir la aprobación pública de un programa u objetivo […] Estamos en contra de la autorización o gestión del gobierno, pero estamos dispuestos a dejarnos convencer por la palabra escrita o hablada. La construcción de consensos es realmente el núcleo del proceso democrático, la libertad de persuadir y proponer.

Bernays parece sentirse atraído por la suposición de Lippmann sobre la idoneidad de la élite cuando trata de obtener privilegios e implementar decisiones, sobre las cuales no se puede confiar en que la población tenga opiniones. En esos casos:

los líderes democráticos deben asumir su papel de guías para el público obteniendo el consentimiento para objetivos y valores socialmente constructivos. Este papel les impone naturalmente el requisito de utilizar procesos pedagógicos, pero también otras técnicas disponibles para obtener una comprensión lo más completa posible.

Como esto se escribió a principios de la década de 1950, estas consideraciones se vuelven particularmente apropiadas para la segunda mitad de los 1900, cuando Estados Unidos se convirtió en un típico agresor principal en política exterior. ¿Qué opina, por ejemplo, Bernays sobre los procesos educativos? Se puede encontrar una pista cuando se mira su papel central en la promoción del uso del tabaco, la fluoración municipal del agua y en el golpe de estado al gobierno democráticamente elegido de Jacobo Arbenz en Guatemala.

Con base en la situación de seguridad nacional en 1947 surgen programas secretos donde la población, debido a la naturaleza del caso, deliberadamente no es informada sobre las verdaderas razones y objetivos del estado.

Naturalmente, hay un montón de ejemplos históricos que sugieren cómo la «construcción de consensos» es completamente calculadora y antidemocrática, y donde las crisis que requieren campañas de difusión públicas y acciones militares drásticas e inmediatas son el resultado de las políticas y acciones en la misma dirección. La provocación económica estadounidense contra Japón antes de Pearl Harbor y el incidente de la bahía de Tonkin que precedió a la ocupación militar estadounidense de Vietnam son ejemplos obvios de incidentes inventados de este tipo.

Trad.: «El congreso de EE.UU. apoya las acciones contra el sudeste asiático; […]

El incidente de la bahía de Tonkin.

Estados Unidos afirmó que Vietnam del Norte había atacado un buque de guerra estadounidense. Esto le dio a Estados Unidos un pretexto para una terrible guerra de bombardeos contra toda Indochina. Estados Unidos ha hecho esto antes y desde entonces. Es un método muy utilizado para poder iniciar una guerra, para lo que requiere medios no críticos.

Técnicas similares están presentes en los asesinatos políticos más importantes de la década de 1960, en los que se persuade al público a aceptar la falsa historia de que Lee Harvey Oswald fue el único culpable del asesinato del presidente John F. Kennedy, así como que Sirhan Sirhan fue responsable de el asesinato de su hermano, el senador Robert F. Kennedy.

En cada caso hay evidencia abrumadora que apunta a la participación de la CIA en planificar los asesinatos mientras entrenaban y utilizaban a James Tracy, Lee Harvey Oswald y Sirhan Sirhan para luego ser presentados como los asesinos.

Solo las personas extremadamente crédulas pueden confiar en tal cosa hoy. Probablemente partes del «The Deep State» estuvieron involucradas en este asesinato, entre otra causa porque Kennedy quería reorganizar la CIA después del fallido intento de invasión a Cuba.

La liquidación por parte del gobierno de Estados Unidos de Martin Luther King Jr., posiblemente la figura pública afroamericana más influyente del siglo XX, ni siquiera es algo para discutir, ya que la participación del gobierno ha sido completamente probada en los tribunales. Pero como en el caso de John F.Kennedy es un verdadero ‘logro de relaciones públicas’ que a una gran parte de la población de los Estados Unidos no le importen las fuerzas subyacentes detrás de estos asesinatos políticos, que se les pasa por alto o se describan de manera torcida en las discusiones públicas.

Así, en el contexto histórico de la Operación Gladio, el que dinamitó Oklahoma el 11 de septiembre de 2001, o los atentados de Londres en el metro de 2005 y episodios menores como lo del «zapato» y las «bombas en ropa interior» que construyeron un consenso que ha alcanzado nuevas alturas, donde el terrorismo organizado por el Estado se ha utilizado para moldear la opinión pública para que acepte operaciones político-militares, lo que es un creciente debilitamiento de los derechos civiles y un ataque persistente contra países moderados en el Medio Oriente.

Nuevamente se presiona al público para que crea que el extremismo político de una forma u otra es la causa de estos eventos, incluso a la luz de acciones obviamente complejas, p.ej. el atentado de Oklahoma y el ataque del 11 de septiembre, y que, por lo tanto, apuntan a fuerzas en un nivel de extrema derecha que han estado en movimiento. Si uno intenta profundizar en la historia de relaciones públicas sobre cada uno de estos eventos, la reciente masacre de Newtown y las bombas del maratón de Boston, resulta que aparecen con una agenda más amplia, y donde el público es una vez más engañado deliberadamente.

Los periodistas y académicos ordinarios son reacios a discutir públicamente tales fenómenos, debido al temor de ser tildados de «teóricos de la conspiración«. En un contexto académico, esto conduce a una restricción muy seria de la investigación crítica de tales incidentes, donde en cambio uno se limita a disputas inofensivas sobre temas que están separados de una realidad que clama por una mirada crítica.

Modernos logros y resultados de PR son bastante obvios tanto en la Comisión de Warren como en la del 11-S. Los creadores han logrado tejer mitos fantásticos que todavía están vivos y coleando en la conciencia pública y el debate.

De hecho, la CIA llevó a cabo una campaña de «teoría de la conspiración» desde mediados de la década de 1960 para contrarrestar las críticas al informe de la Comisión Warren (sobre el asesinato de Kennedy). Esta campaña, conocida como ‘Mockingbird‘, involucró a cientos de periodistas y editores que difundieron información falsa creada por la CIA. El impacto general de estas operaciones combinadas ha sido un programa de enorme éxito que continúa creando el marco para las realidades de los medios en los Estados Unidos.

Las actuales condiciones sociopolíticas y la represión de la democracia son triunfos de las modernas técnicas de propaganda. Además, también expresan los esfuerzos del estado corporativo (estado de las grandes empresas) para moldear al público para que acepte, sin protestas, el engaño sobre los organismos genéticamente modificados como la comida, la polifarmacia tóxica disfrazada de medicina, un estado policial y una «guerra contra el terror» que intenta salvaguardar la «seguridad nacional de Estados Unidos».


El famoso documental sobre el 11-Sept. con subtítulos en castellano. Se puede ver en YouTube.