América Latina en golpe de estado permanente.

Videos y sucesos destacados.

Por: Zósimo Camacho – Publicado en “Contralínea” – mayo de 2021 –


Los golpes de Estado en América Latina siempre están en marcha. Cuando un gobierno rebasa la democracia meramente procedimental y avanza a la de justicia social, se aceleran procesos siempre latentes.

Las tensiones que desembocan en golpes duros o blandos giran en torno a tres factores: pueblos movilizados, oligarquías locales violentas al interior y sumisas a Washington, y el límite de lo que Estados Unidos está dispuesto a tolerar en cada país.

Más de 34 golpes de Estado se han ejecutado en 12 países de América Latina desde la segunda mitad del siglo XX. La mayoría se han consumado y sólo unos pocos han fallado ante la resistencia popular o la habilidad de los gobernantes en el poder. Los intereses de Estados Unidos en la región y la disputa entre oligarquías y sociedades movilizadas son detonantes de procesos que se activan y reactivan permanentemente.

De entrada, en América Latina los golpes de Estado sólo se ejecutan contra gobiernos de izquierda o progresistas. Y también, de manera generalizada, las derechas en la región siempre están propensas a solicitar, impulsar, apoyar o sostener intentos golpistas cuando se ven amenazados los privilegios de las oligarquías, coinciden politólogos, internacionalistas y latinoamericanistas consultados por Contralínea.

Por ello, las oposiciones de derecha a los gobiernos progresistas en Latinoamérica “no son oposiciones normales”; es decir, no se ajustan a lo que se espera de una oposición dentro de las definiciones convencionales del sistema político democrático.

Una democracia que trascienda la forma procedimental e impulse la inclusión de los amplios sectores históricamente postergados “no va tener una oposición normal; no va a tener una oposición que se someta a las reglas del Estado de derecho tal cual se esperaría en un libro de ciencias políticas”.

La advertencia es de la doctora en ciencia política por el Centro de Estudios Avanzados de la Universidad Nacional de Córdova (Argentina) Silvina Romano. Agrega que todo gobierno que intente alterar la estructura de la sociedad y avance en la inclusión económica, política, social y cultura de las mayorías, debe esperar la reacción de una oligarquía que no respeta las reglas y que actúa fuera de la institucionalidad, aunque se diga “respetuosa” de las instituciones.

Posdoctora por el Centro de Investigaciones sobre América Latina y el Caribe de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) y por el Centro de Investigaciones y Estudios sobre la Cultura y la Sociedad del Consejo Nacional de Investigaciones Técnicas y Científicas (Conicet) de Argentina, Silvina Romano ejemplifica con los casos recientes de Bolivia, Ecuador y Argentina, países que buscaron generar una nueva institucionalidad de justicia social y que, sólo por ello, exacerbaron las tensiones históricas en sus respectivas sociedades. En este caso inscribe a México con el actual gobierno de Andrés Manuel López Obrador y el partido Movimiento Regeneración Nacional (Morena).

Aclara que este tipo de procesos no se reducen a una disputa entre los gobiernos y las oposiciones de derecha. También la confrontación ocurre al interior de los propios gobiernos, porque las instituciones no se renuevan de un día para otro. Sucede que gran parte de quienes integran los propios gobiernos progresistas mantienen vínculos con las elites. Algo imposible de evitar porque no se pueden renovar las instituciones echando a todos los que las integran y nombrando nuevos. Entonces, al interior de los propios gobiernos “hay un tire y afloje de cómo ir avanzando”.

Silvina Romano, investigadora y coordinadora de la Unidad de Análisis de Estados Unidos y América Latina del Centro Estratégico Latinoamericano de Geopolítica (Celag), señala que la oposición a los gobiernos progresistas se encuentra también siempre en Estados Unidos. Desde allá opera mediante actores políticos, medios de comunicación y organismos como la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID, por su sigla en inglés).

Los embates que se dirigen desde ese país explotan los problemas que viven los gobiernos progresistas en América Latina y magnifican sus desaciertos. Lo irónico es que la complicada situación de las naciones es resultado de las políticas estadunidenses.

Jorge Retana Yarto, primer director de la Escuela de Inteligencia para la Seguridad Nacional (Esisen) del actual gobierno mexicano, advierte que cuando Estados Unidos decide debilitar y derrocar un gobierno, el trabajo es de sus agencias de inteligencia, tanto las que operan desde el propio territorio estadunidense como las que se encuentran en el extranjero.

Los manuales son, incluso, conocidos. Y el guion se ha seguido en, al menos, una docena de países de América Latina desde la segunda mitad del siglo XX, la mayoría con éxito y otros que se han quedado en el intento. La puesta en marcha de los golpes, duros y blandos, se ha observado en Chile, Guatemala, Brasil, Argentina, Paraguay, Uruguay, Venezuela, Honduras, Ecuador, Bolivia, República Dominicana, Panamá. Varios de esos países, en más de una ocasión.

Evo Morales, ex-pdte. de Bolivia.

Silvina Romano, por su parte, ejemplifica con la campaña actual contra México, por la violencia que se generó con la supuesta guerra contra las drogas y la securitización de las fronteras. De pronto se le achaca toda la responsabilidad al gobierno actual, señala. Y a quienes desde Estados Unidos lanzan una narrativa de condena “se les olvidan los 13 años de la Iniciativa Mérida, donde se organizó a toda la fuerza de seguridad no solamente con respecto del narcotráfico, sino con respecto de la migración”.

El plan de Estados Unidos para México y Centroamérica no se ha reducido sólo al impulso del libre mercado, explica. Parte sustancial ha sido la securitización de las sociedades. Para ello se ha valido de una supuesta guerra contra el narcotráfico que sólo ha generado más narcotráfico, violencia y ruptura del tejido social.

Silvina Romano, con líneas de investigación en las relaciones entre Estados Unidos y América Latina y crítica a la asistencia para el desarrollo, señala que el gobierno de Joseph Biden reconfigura la política hacia la región pero mantiene la presencia del Comando Sur de sus Fuerzas Armadas y de organismos como el Buró Federal de Investigaciones (FBI, por su sigla en inglés) y la agencia antidrogas (DEA, por sigla en inglés). Estás últimas, sobre todo mediante programas de entrenamiento.

Lo nuevo de la administración de Biden es que trata de “hacer una especie de mutación de la estrategia antinarcóticos a la guerra anticorrupción: se va a operar desde una fachada de aparente poder blando utilizando el poder duro”.

La lucha contra la corrupción en América Latina, como se concibe en Estados Unidos, implica una vigilancia de los gobiernos de la región. Y se califica más la instauración de instituciones que garanticen la fidelidad a la democracia estadunidense que a la equidad y la justicia social.

“Cómo vas a generar una institucionalidad sana, menos corrupta, si tienes a más de la mitad del país metida en la pobreza. Qué idea de justicia es esa. Se trata de una noción de justicia atada a ciertas estructuras procedimentales que en términos teóricos son muy interesantes; pero aplicadas en sociedades donde la corrupción es consecuencia de años de miseria, marginalidad, violencia.”

Silvina Romano, también especialista en subdesarrollo y dependencia en América Latina, explica que el gran problema de los países de América Latina es precisamente las relaciones de dependencia que han establecido con Estados Unidos. Sólo ha conseguido generar economías exportadoras y maquiladoras que no tienen ningún tipo de proyección ni posibilidades de desarrollo.

Jorge Retana Yarto, economista, maestro en finanzas y especialista en inteligencia para la seguridad nacional, señala que las campaña de desprestigio y debilitación contra los gobiernos progresistas en América Latina nunca vienen aisladas. Se acompañan de otros frentes igualmente importantes.

En los golpes de Estado que se han realizado en la región, el sabotaje económico ha sido fundamental. En Chile, por ejemplo, luego del triunfo de Salvador Allende, se llegó a falsificar papel moneda para meter a la economía en el caos. Asimismo, se retiraron capitales del país y se mantuvo una presión sobre el peso chileno para devaluarlo.

Más recientemente, en el caso del intento de golpe blando contra Cristina Kirchner en Argentina, se mantuvo un ataque sistemático contra la moneda y una Corte estadunidense ordenó pagar deuda en condiciones desventajosas. Y la andanada se ejecutó desde el exterior y desde el interior del país, explica Retana Yarto.

Silvina Romano, por su parte, considera que en el gobierno de López Obrador sí se tiene clara la situación, pero es imposible en estos momentos que pueda desligarse de la relación económica de subordinación con Estados Unidos ni de la política migratoria impuesta desde ese país.

Sí hay avances en la nueva relación de México con el sur del Continente. “Abiertamente dice: ‘Nosotros somos América Latina’”. Y lo ha demostrado con el papel del gobierno mexicano ante el golpe de Estado ejecutado contra Bolivia y con los acuerdos que está generando con Argentina y que probablemente hará con Cuba.

“México es el gran país de América Latina. Sabemos la historia de América Latina y México puede ser el timón”.

Al respecto, el doctor en Estudios Latinoamericanos John Saxe-Fernández señala que la llegada de López Obrador al Poder Ejecutivo mexicano fue vista con esperanza por todo el Continente. “Un gran suspiro fue lo que se sintió en América Latina con la llegada de un gobierno que empezó por articular el interés público nacional de México”.

El investigador nacional emérito del Sistema Nacional de Investigadores del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt) dice que ya “hay líneas que están juntándose” entre México y países de América Latina. “Hay un proceso de multilateralización de las relaciones económicas, políticas y culturales”, pero avanza lentamente. “México necesita una diplomacia todavía más activa que la que se está realizando. Necesitamos más fuerza, más relación, más multipolarización”.

Catedrático en la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la UNAM e investigador adscrito al Centro de Investigaciones Interdisciplinarias en Ciencias y Humanidades de la misma universidad, advierte que México debe lidiar con una herencia de 36 años de gobiernos neoliberales: “un ahogo en Estados Unidos”. Señala que no será fácil deshacerse del tratado económico que firmó con los países de América del Norte. “Ahora Tmec [Tratado de Libre Comercio México, Estados Unidos y Canadá], son leyes porque son tratados. Es una herencia brutal que tenemos.”

Agrega que, con el tratado, Estados Unidos compró a México los ejes de acumulación del país: Petróleos Mexicanos (Pemex) y la Comisión Federal de Electricidad (CFE). Por ello las “reformas estructurales” de los 2 sexenios pasados y la disputa actual generada por intentar dar un rumbo distinto a las dos empresas productivas del Estado mexicano, tienen al país con “problemas muy graves”.

Estados Unidos, orquestador

Que América Latina sea históricamente escenario de golpes de Estado tiene que ver, en primer lugar, en que hay sociedades movilizadas. Los gobiernos progresistas no llegan de la nada. Detrás de sí hay mucha gente reclamando justicia. Precisamente por eso llegan los gobiernos progresistas, explica Silvina Romano.

Coincide John Saxe-Fernández. Autor de 23 libros, entre ellos, La compraventa de México (Plaza y Janés 2002, 2006) y Terror e Imperio (Random House 2006): en la región siempre “hay una demanda popular por justicia social, salud, educación, por el derecho a la alimentación. América Latina es la región con mayor polarización en el mundo”.

Por su parte, Silvina Romano, politóloga y latinoamericanista, explica que la dependencia de las naciones de la región no es resultado de sociedades sumisas. Por el contrario, son pueblos en constante movilización en lucha por justicia social.

La sumisión clara es la de las elites, agrega. Son grupos dominantes a nivel interno, pero son dependientes y sumisas a los países centrales; son elites que no tienen ningún poder de negociación. “Ahí sí está la sumisión”. Viven de América Latina, pagan pocos impuestos y es “fácil que se articulen con poderes fácticos del exterior”. Necesariamente de Estados Unidos, donde estas elites tienen vínculos institucionales, personales, de redes sociales y familiares desde hace décadas.

Señala que los golpes de estado se aceleran cuando los proyectos que se apartan en mayor o menor medida de la hegemonía estadunidense comienzan a tener éxito y pueden ser vistos como ejemplo a seguir. Es entonces cuando “se articula una serie de medidas desde dentro y desde fuera” contra los gobiernos progresistas. Pero es un hecho que siempre está involucrado, directa o indirectamente a Estados Unidos.

Al respecto, John Saxe-Fernández, también maestro por la Washington University, está de acuerdo en que, por su vecindad con la región, Estados Unidos siempre es un factor presente en cualquier golpe de Estado en América Latina: “Tenemos ese lastre histórico que tiene que ver con los efectos de la expansión estadunidense y a formación de clases en América latina”.

Silvina Romano abunda en que no siempre llegan hasta el golpe de Estado en sí, blando o duro. Se pone en marcha y probablemente, antes de que se consume, el gobierno progresista sea controlado o se le obligue a rectificar. Hay sanciones económicas, pero operan con demostrado éxito otros mecanismos que se aplican sistemáticamente.

“Junto a la presión económica está la presión política, diplomática y mediática. Operan a través de una red institucional que tienen forjada desde la Guerra Fría. Organismos como la DEA tienen vínculos con ‘voces expertas’ que, a su vez, tienen vínculos con medios de comunicación muy importantes en Estados Unidos que se replican en América Latina.”

Dependiendo de la situación de cada país, esta red institucional puede tener éxito de manera casi inmediata en la generación de consensos entorno a determinados gobiernos. Silvina Romano aclara que los medios de comunicación no hacen nada solos. Y son, antes que un golpe, estrategias de desgaste.

Pero esta desestabilización política se acompaña de otra de tipo económico. “Nuestros países están atados a préstamos, inversiones que lleguen, a los centros financieros”. Por ello, por ejemplo, en México no haría falta que se tomara el Zócalo. Bastaría con que se deslegitimara el gobierno.

Además, de todos los países de la región, México es el país donde menos sería necesario concretar un golpe duro.

“México es considerado parte del territorio estadunidense. No hay necesidad de hacer un golpe de Estado cuando las agencias de Estados Unidos son las que dicen cuáles son los programas de estudio que se tienen que poner en las facultades de derecho de México, por ejemplo”. Explica que, en términos políticos y hasta constitucionales, agencias de Estados Unidos han ocupado México a través de ciertas instituciones.

“No me imagino al Departamento de Defensa con un operativo encubierto en contra de México, porque no hace falta. Eso es lo más triste. Lo que sí hay es que la derecha mexicana le pide ayuda a ciertas agencias para desestabilizar el gobierno de López Obrador. Eso ha sido parte del golpe blando en América Latina. Hay documentos desclasificados de empresarios que viajan a Estados Unidos a pedir ayuda.”

—Estados Unidos no apoyaría fácilmente un golpe de Estado en México; pero ¿hay algún límite que no esté dispuesto a tolerar y, entonces sí, considere que debe hacerse? –se le cuestiona.

—Sí, la nacionalización de los recursos –responde de inmediato–. Esa es la línea. En energía, petróleo, tierras y aranceles está lo que Estados Unidos no puede tolerar.

Para John Saxe-Fernández en México hay una oposición presta a lo que sea para echar del poder a López Obrador. De hecho, estuvo operando desde antes de que asumiera la Presidencia. Que la USAID financie al grupo político-empresarial que se opone al actual gobierno mexicano no es una casualidad. “No espero nada bueno de esas gentes. Recibir dinero de la USAID es hacerle el juego a Estados Unidos, algo que hemos visto de manera consistente en la derecha latinoamericana”.

Selección de golpes de Estado, blandos y duros, en América Latina

AñoPaísSuceso
1954ParaguayGolpe contra el presidente  Federico Chávez por parte de las Fuerzas Armadas. Asume el dictador Alfredo Stroessner
1954GuatemalaComprobada la participación de la CIA en el golpe de Carlos Castillo contra Jacobo Árbenz
1955ArgentinaEduardo Lonardi encabeza derrocamiento de Juan Domingo Perón
1956HondurasAsume el poder una Junta Militar
1958VenezuelaWolfang Larrazábal encabeza derrocamiento contra Marcos Pérez Jiménez
1960El SalvadorApartan de poder a José María Lemus
1962ArgentinaJosé María Guido aparta del poder a Arturo Fondizi
1962PerúRicardo Pérez Godoy derroca a Manuel Prado Ugarteche
1963HondurasGolpe contra Tamón Villeda Morales
1963República DominicanaMiguel Atila Luna y otros encabezan golpe contra Juan Bosch para instalar un Triunvirato
1963EcuadorJunta Militar aparta a Carlos Julio Arosemena Monroy
1964BrasilHumberto de Alencar encabeza golpe a Joao Goulart. Inicia dictadura militar
1966ArgentinaJuan Carlos Onganía encabeza derrocamiento de Arturo Umberto Illia
1968PerúJuan Velasco Alvarado encabeza golpe contra Fernando Belaúnde Terry
1968PanamáBoris Martínez encabeza derrocamiento de Arnulfo Arias. Se crea una Junta Militar
1972El SalvadorIntento fallido de golpe contra Fidel Sánchez Hernández
1972EcuadorFuerzas Armadas intentan golpe contra José María Velasco Ibarra. Fallan
1973UruguayJuan María Bordaberry encabeza golpe contra la Asamblea General
1973ChileLa CIA y las Fuerzas Armadas ejecutan golpe contraSalvador Allende. Inicia dictadura militar de Augusto Pinochet
1975PerúFrancisco Morales encabeza golpe contra Juan Velasco Alvarado
1975EcuadorRaúl González Alvear encabeza golpe fallido contra Guillermo Rodríguez Lara
1975ArgentinaJesús Cappeli encabeza golpe fallido contra María Estela Martínez de Perón
1976ArgentinaJorge Rafael Videla consuma golpe contra María Estela Martínez de Perón
1979El SalvadorCarlos Humberto Romero ejecuta golpe mediante fraude electoral y con el apoyo de las Fuerzas Armadas
1980BoliviaGolpe de Estado para desconocer resultados electorales
1989ParaguayAndrés Rodríguez Pedotti encabeza golpe contra Alfredo Stressner
1992PerúAlberto Fujimori y Fuerzas Armadas contra el Congreso
2002VenezuelaPedro Carmona encabeza golpe fallido contra Hugo Chávez
2008BoliviaPartidos opositores ejecutan golpe fallido contra Evo Morales Ayma
2009HondurasPartidos opositores y la CIA consuman golpe contra Manuel Zelaya
2010EcuadorPolicía Nacional y partidos opositores ejecutan golpe fallido contra Rafael Correa
2014ArgentinaOrganismos financieros y partidos opositores ejecutan golpe fallido contra Cristina Fernández de Kirchner
2016BrasilSenado y Poder Judicial consuman golpe contra Dilma Rousseff
2019BoliviaFuerzas Armadas y partidos opositores consuman golpe contra Evo Morales Ayma

Te puede interesar: Empresarios y expresidentes encabezan golpe blando contra AMLO

Gobierno de Chile declara 90 dias de cuarentena. Los cacerolazos continúan.

Videos y sucesos destacados.

La activista de DD. HH. Magally Ávila comenta los errores que ha cometido el gobierno de Sebastián Piñera al reprimir las protestas sociales, lo que ha llevado a que diversos sectores se sumen a los movimientos, en los que se solicita crear mayor apoyo para defender los derechos laborales como lo es la salud que se ha visto afectada en estas semanas por el Covid-19.

Los cacerolazos continúan.

Historia del cacerolazo.
Fue el 2 de diciembre de 1971 cuando miles de mujeres marcharon por las calles principales de Santiago golpeando sus ollas en descontento con el gobierno de Allende. Fue esta la primera vez que se desarrolló así en Chile y Latinoamérica.

Al contrario de lo que muchos piensan, no fueron las mujeres de la clase trabajadora quien introdujeron esta forma de protestas, sino las de clase media y alta.

Ese día fue conocido como la Marcha de las Cacerolas Vacías, siendo hasta ahora la manifestación de mujeres más recordada de ese tiempo.

Cacerolazos en dictadura.

De acuerdo al Museo de la Memoria, esta forma de protesta fue replicada por grupos opositores al gobierno de Augusto de Pinochet en la década de los 80. El 11 de mayo de 1983 fue convocado un paro nacional de parte de la Confederación de Trabajadores del Cobre.

El líder de aquella manifestación fue el dirigente Rodolfo Seguel, quien planeaba realizar un cese de funciones para protestar. No obstante, la medida tuvo que suspenderse por temor a las consecuencias y violencia.

Cantante Mon Laferte se las canta en su cara.

Videos y sucesos destacados.

El Festival de Viña del Mar recibió en la Quinta Vergara ayer lunes 24 de febrero a la artista chilena del momento: Mon Laferte. La cantante regresa al escenario después de cautivar al público internacional en 2017.
La cantante chilena Mon Laferte ganó el Latin Grammy 2019 al Mejor Álbum de Música Alternativa con su disco Norma. Pero su protesta por la violencia en las manifestaciones de su país generó más comentarios que su premio. Aquí nos cuenta a quién dedica el galardón y cómo pensó en el regalo que le dio a Juanes en el homenaje a su carrera.
La policía de carabineros de Chile denuncia a Mon Laferte por sus comentarios sobre la participación de personal policial y militar quién prendió fuego a vagones del metro en Santiago.

Según el periódico “La tercera” de Santiago la artista había dicho: “Hay muchos casos en donde la misma policía y los militares fueron quienes estuvieron incendiando”. Por ello, explicó la policía, el objetivo de que declare es para que entregue “todos los antecedentes” que tiene “para formular tales graves imputaciones”.

Hay varios indicios que apuntan hacia la policía y militares quienes prenden fuego al transporte público, bancos y negocios. Los montajes son utilizados por el gobierno para así justificar el uso de la represión. En este video (2:30) se observa a personal de civil con pistola al cinto.

Más represión. $200 millones fiscales para atacar a los manifestantes chilen@s.

Videos y sucesos destacados.

La Armada de Chile adjudicó una millonaria licitación para adquirir equipamiento y armamento antidisturbios. Contexto | Armada de Chile | Flickr

El periódico BioBioChile.cl informa “que el principal gasto corresponde a 85 cascos kevlar, por los que se pagó poco más de 93 millones de pesos. Le siguen los 35 fusiles no letales, por unos 40 millones de pesos.
Los fusiles no letales encargados corresponden al modelo RAP468 RIS, el que puede disparar bolas de pintura (paintball) y de goma dura”.

Estos rifles NO son solo de entretenimiento, sino también para entrenamiento militar. Y requieren de pertrechos adecuados para proteger de los disparos al cuerpo humano.

Aunque sin entrar en detalles, representantes de la Armada de Chile explican en la licitación que “es necesario adquirir equipamiento antidisturbios con el propósito de aprovisionar de equipo que corresponda al personal de institución que cumple funciones de seguridad”.

El fabricante estadounidense de los rifles RAP468 publica en su reclame de venta:

“Diseñados para replicar el aspecto, la sensación, la ergonomía y el funcionamiento de una carabina M4, también construimos nuestro nuevo 468 para ser fiel, firme y endurecido por la batalla del M4. Regularmente sometemos a los modelos de producción a duras pruebas de campo para asegurarnos de que sean firmes como clavos, precisos como láseres y listos para cualquier cosa, para que Ud. pueda entrenar con confianza, o jugar, bajo intensas condiciones de combate en el mundo real y con absoluta fe en su 468”.

¿Qué es un rifle de bolas de pintura?

Un ‘marcador’ de bolas de pintura o paintball en inglés, también conocido como rifle de paintball, rifle de pintura, o simplemente marcador, es una pistola de aire utilizada en el deporte de tiro de paintball. Los marcadores de paintball usan gas comprimido, como dióxido de carbono (CO2) o aire comprimido (HPA), para impulsar cápsulas de gel llenas de colorante llamadas bolas de pintura a través del cañón y golpear rápidamente un objetivo.

En Estados Unidos el término “marcador” se deriva de su uso original como una herramienta del personal forestal para marcar los árboles y los ganaderos para marcar el ganado errante. Esta cualidad podría ser utilizada en manifestaciones tanto para golpear y marcar a determinadas personas para luego ser detenidas.

Jugando con rifles de bolas de pintura que se disparan alcanzando unos 90 metros por segundo.

La velocidad del disparo de los marcadores de paintball es de aproximadamente 90 m/s, la mayoría de los campos de paintball restringen la velocidad a algo menos y los campos menores pueden restringirla aún más a unos 75-80 m/s. Si bien es posible una mayor velocidad de salida, se ha considerado inseguro para su uso en la mayoría de los campos comerciales de paintball.

Cuando las bolas de pintura golpean un objeto a alta velocidad tienen el potencial de causar daño. Una bola de pintura que impacta con la piel humana, incluso protegida por un paño, puede causar hematomas o daños en los tejidos. Sin embargo, el daño depende de la velocidad, la distancia, el ángulo de impacto de la bola de pintura, si se rompe y qué parte del cuerpo golpea. Debido a la posibilidad de daños graves en los tejidos blandos, los jugadores de paintball deben usar máscaras para proteger sus ojos, boca y oídos.

Las bolas de un 468 pueden alcanzar una velocidad de disparo muy alta.

4 meses y la juventud chilena NO se detiene en su firme demanda por una asamblea constituyente.

Videos y sucesos destacados.

En la ciudad de Antofagasta hay una dura represión. Aún así las protestas continúan.
Jaime Castillo P.: “El estado chileno persigue judicialmente y con brutal represión a los luchadores sociales”.

El gobierno de Sebastián Piñera presentó querella contra Jaime Castillo Petruzzi, luchador internacionalista contra las dictaduras de Latinoamerica. Vídeo: Testimonio en tribunales a través del Ministerio de Interior el gobierno de extrema derecha encabezado por Sebastián Piñera, ingresó una querella en el 7º Juzgado de Garantía de Santiago contra Jaime Castillo Petruzzi, por «expresiones que incitan a la subversión del orden público».

La demanda está amparada en la extemporánea Ley de Seguridad del Estado, la misma justificación jurídica que usó la tiranía de Pinochet durante 17 años frente a cualquier tipo de disidencia. Jaime Castillo, ex militante del Movimiento de Izquierda Revolucionaria chileno, MIR, permaneció 23 años en las cárceles del Perú en su condición de miembro del Movimiento Revolucionario Túpac Amaru, MRTA, de esa nación, y logró su libertad y retornar a Chile el 15 de octubre de 2016.

El 16 de enero 2020 pasado, se realizó el lanzamiento del libro «Chem Ka Rakiduam, pensamiento y acción de la CAM» del líder mapuche Héctor Llaitul, víctima del montaje denominado “Operación Huracán” que ventiló una burda trama que mantuvo en prisión a varios dirigentes mapuches, los cuales, luego de un largo proceso de pruebas falsas, fueron liberados sin cargo alguno. En la actividad cultural, Jaime Castillo participó como uno de los comentaristas del libro.

Eso fue suficiente para que el gobierno de credibilidad en ruinas de Piñera (6 % de aprobación, según las encuestas) cargara contra Jaime Castillo Petruzzi, quien está legalmente libre, trabajando y no hace parte de ninguna organización política. El abogado del régimen, Eduardo Riquelme, argumentó en la querella que «Don Jaime Francisco Sebastián Castillo Petruzzi formuló, ante un grupo de personas, diversas expresiones que incitan a la subversión del orden público.

Habló de la guerra de guerrilla, de desgaste y sabotaje (…)”, comentarios que el luchador social hizo en el lanzamiento del libro de Llaitul y que pueden leerse en cualquier texto de cualquier plataforma digital o de papel, o escucharse en cualquier clase de cultura general de la universidad. Sin duda, la acusación contra Jaime Castillo Petruzzi es una arista más de la estrategia piñerista de intentar castigar y prohibir el ejercicio de los derechos ciudadanos inscritos en la propia legislación, como el derecho a expresión, opinión o acción que no se condigan con los intereses de la ultraderecha y la oligarquía.

En Chile, Piñera y su administración persisten en perseguir y reprimir, bajo distintas formas, la cultura, el arte, la opinión, la libertad de expresión, reunión, opinión y manifestación. Se trata de los movimientos paranoicos de un gobierno desesperado y en caída vertical.

Los colegios premilitares para niños y niñas en Chile recuerdan el siniestro plan de la Alemania nazi.

Videos y sucesos destacados.

En Chile, en 7 años, los colegios, escuelas e institutos premilitares han aumentado su matrícula en un 200 por ciento y la demanda sigue en aumento. En estos establecimientos, actualmente unos 7 registrados en el país, los inspectores son reemplazados por instructores y el mal comportamiento se paga con sentadillas y flexiones.

Indoctrinamiento militar para niños desde kinder.

La mayoría de los colegios premilitares tienen niños a partir del 4. básico, sin embargo, en algunos como el colegio Católico Premilitar Víctor Antonio tiene alumnos desde el kinder.




Cómo la Alemania nazi a principios de los 1930 se apoderó de la mente de los jóvenes.

“Estos jovencitos ingresan a nuestras organizaciones a los diez años de edad, y a menudo respiran un poco de aire fresco por primera vez; después de cuatro años de estar en la categoría de Jóvenes, pasan a las Juventudes Hitlerianas, donde permanecen cuatro años más… Y aunque aún no son nacionalsocialistas completos, pasan al Servicio Laboral y ahí los preparan durante otros seis o siete meses… Y si les llega a quedar algún rastro de conciencia de clase o estatus social… las Wehrmacht (fuerzas armadas alemanas) se encargarán de que desaparezca”.
—Adolf Hitler (1938).


Poster: "Students/Be the Führer's propagandists." [LCID: p246h]


“¡Estudiantes! Sean ustedes los propagandistas del Führer”.

El cartel era un llamado a los jóvenes: “¡Estudiantes! Sean uds. los propagandistas del Führer”. Con apelaciones militantes al nacionalismo, la libertad y el sacrificio de uno mismo, el partido nazi tuvo éxito en reclutar a estudiantes desilusionados con la democracia alemana y sus organizaciones estudiantiles.

A partir de la década de 1920, el partido nazi eligió a la juventud alemana como un público especial para sus mensajes de propaganda. Estos mensajes enfatizaban el hecho de que el partido era un movimiento de jóvenes que era dinámico, fuerte, progresista y esperanzado. El nazismo logró convencer a millones de jóvenes alemanes en las aulas y a través de actividades extracurriculares. En enero de 1933, las Juventudes Hitlerianas tenían solo 50.000 miembros, pero al finalizar el año esta cifra había aumentado a más de dos millones. Para 1936, la membresía en las Juventudes Hitlerianas había aumentado a 5,4 millones, antes de volverse obligatoria en 1939. Luego, las autoridades alemanas nazis prohibieron o disolvieron las organizaciones juveniles rivales.

La educación en el estado nazi.

Page from The Poisonous Mushroom. This photograph shows a page from one of several antisemitic children's books published by Julius ... [LCID: 40002]

Página del libro “Der Giftpilz (El hongo venenoso)”.

Página del libro “Der Giftpilz (El hongo venenoso)”. Esta foto muestra una página de uno de los varios libros antisemitas para niños publicados por Der Stürmer-Verlag de Julius Streicher. El texto dice, “”La nariz judía es torcida en la punta. Parece el número 6”.

La educación en el Tercer Reich sirvió para inculcar a los alumnos la visión nacionalsocialista del mundo. Los educadores e intelectuales nazis exaltaban la raza nórdica y otras razas “arias”, y clasificaban a los judíos y a otros pueblos considerados inferiores como “razas bastardas”, parásitas, incapaces de crear una cultura o civilización.

Después de 1933, el régimen nazi purgó el sistema escolar público de todos aquellos maestros que se consideraba que eran judíos o que “políticamente no eran de confianza”. No obstante, la mayoría de los educadores permanecieron en sus puestos y se unieron a la Liga de Maestros Nacionalsocialistas. Para 1936, el 97% de todos los maestros de escuelas públicas, unas 300.000 personas, se habían unido a la Liga. De hecho, los maestros se unieron al Partido Nazi en mayor cantidad que ninguna otra profesión.

Tanto en los salones de clases como en las Juventudes Hitlerianas, la enseñanza estaba dirigida a producir alemanes conscientes de su raza, obedientes y capaces de sacrificarse, dispuestos a morir por el Führer y por la Patria. Un componente clave del entrenamiento de las Juventudes Hitlerianas era la devoción a Adolf Hitler. Los jóvenes alemanes aprovechaban su cumpleaños (el 20 de abril) —un día de fiesta nacional— para iniciar a los miembros. Los adolescentes alemanes juraban lealtad a Hitler y prometían servir a la nación y a su líder como futuros soldados.

Las escuelas jugaron un papel importante en la difusión de las ideas nazis entre la juventud alemana. Mientras los censores eliminaban algunos libros de las aulas, los educadores alemanes introdujeron nuevos libros de texto que enseñaban a los estudiantes el amor a Hitler, la obediencia a la autoridad del estado, el militarismo, el racismo y el antisemitismo.

Desde su primer día en la escuela, se inculcaba a los niños alemanes el culto a Adolf Hitler. Su retrato estaba siempre presente en los salones de clases. Los libros de texto con frecuencia describían la emoción que sentían los niños al ver al líder alemán por primera vez.

Los juegos de mesa y los juguetes para niños eran otra forma de difundir la propaganda racial y política entre los jóvenes alemanes. Los juguetes también se utilizaban como medios de propaganda para inculcar el militarismo en los niños.

Juguetes nazis para los niños.

Organizaciones juveniles.

Las Juventudes Hitlerianas y la Liga de Jóvenes Alemanas fueron las principales herramientas que utilizaron los nazis para formar las creencias, el pensamiento y las acciones de la juventud alemana. Los líderes de las juventudes utilizaban actividades en grupo extremadamente controladas y montajes de propaganda, como las grandes concentraciones llenas de rituales y espectáculos, para crear la ilusión de una comunidad nacional que se extendía a través de las divisiones religiosas y de clases sociales que caracterizaban a Alemania antes de 1933.

El propósito original de las Juventudes Hitlerianas, fundadas en 1926, era entrenar a los jovencitos para su ingreso a las SA (tropas de asalto), una formación paramilitar del Partido Nazi. Sin embargo, después de 1933, los líderes de las juventudes buscaron integrar a los niños en la comunidad nacional nazi y prepararlos para que prestaran servicio como soldados en las fuerzas armadas o, posteriormente, en las SS.

En 1936, la pertenencia a los grupos juveniles nazis pasó a ser obligatoria para todos los varones y las mujeres de entre 10 y 17 años de edad. En reuniones después de clases y viajes de campamento los fines de semana, que patrocinaban las Juventudes Hitlerianas y la Liga de Jóvenes Alemanas, se entrenaba a los jovencitos a ser fieles al Partido Nazi y a los futuros líderes del estado nacionalsocialista. En septiembre de 1939, más de 76.000 jóvenes fungían en papeles de liderazgo en las organizaciones juveniles nazis que los preparaban para estos roles en el ejército y en la burocracia de la ocupación alemana.

Las Juventudes Hitlerianas combinaban los deportes y las actividades al aire libre con la ideología. En forma similar, la Liga de Jóvenes Alemanas hacía énfasis en el atletismo colectivo como la gimnasia rítmica, que las autoridades de salud alemanas consideraban menos agotadora para el cuerpo de la mujer y mejor orientada a prepararlas para la maternidad. Las exhibiciones públicas de estos valores alentaban a los hombres y mujeres jóvenes a abandonar su individualidad en favor de los objetivos de la colectividad aria.

Servicio militar.

Al cumplir los 18 años de edad, los varones debían enlistarse de inmediato en las fuerzas armadas o en el Servicio Laboral del Reich, para lo que habían sido preparados a través de las actividades de las Juventudes Hitlerianas. Los materiales de propaganda exigían una devoción cada vez más fanática a la ideología nazi, incluso cuando las fuerzas armadas alemanas sufrían una derrota tras otra.

En el otoño de 1944, cuando los ejércitos aliados cruzaron las fronteras y entraron a Alemania, el régimen nazi reclutó a jóvenes alemanes de menos de 16 años de edad para defender al Reich al lado de adultos de más de 60 años, en las unidades de las “Volkssturm” (tropas de asalto populares).

Después de la rendición incondicional de las fuerzas armadas alemanas en mayo de 1945, algunos niños alemanes siguieron peleando en grupos guerrilleros conocidos como “hombres lobo”. Durante el siguiente año, las autoridades de ocupación aliadas exigieron a los jóvenes alemanes que se sometieran a un proceso de “desnazificación” y entrenamiento en democracia, diseñado para contrarrestar los efectos de 12 años de propaganda nazi.

Tomado del Museo del Holocausto”.
United States Memorial Holocaust Museum.


Jóvenes chilen@s protestan con cacerolazos, música y humor.

Videos y sucesos destacados.

Se refiere a que no las engañen (los políticos a la gente)…
Claro está….
Carteles que dicen mucho.
Protesta de octubre 2019.

Carabiner@s contra manifestantes desarmad@s.

Favor compártelo con tus amig@s!

Premio Goldman 2019 a un chileno: “Me golpearon hasta perder la conciencia”.

Videos y sucesos destacados.

Premio Goldman detenido, atado y golpeado por carabineros.

El lonco Alberto Curamil estuvo en Cadena Nacional, revelando detalles del proceso que vivió privado de libertad por más de un año debido a su lucha por la defensa del medioambiente en la región de la Araucanía. Además, Curamil se refirió al “Premio Medioambiental Goldman”, reconocimiento que le fue otorgado en abril de 2019 mientras se encontraba en prisión.

Reproducción de comentario al pié de este video:

DE: Martemedia
21.1.2020

Estos gobiernos pro empresarios y con cero preocupación por el ambiente y la contaminación, podrían hacer algo para contrarrestar el tremendo daño ecológico y la sequía que provocan las millones de hectáreas de pino y eucalipto plantadas desde la sexta región al sur.

Estos gigantescos predios están acabando con la flora, humedales, fauna. Son monocultivos que día a día están secando las napas subterráneas, los ríos, riachuelos de quebradas, lagos y lagunas; son bosques que matan todo a su paso, provocando un daño irreversible al ecosistema, mintiéndonos aún con la famosa frase: “El bosque es vida y trabajo” y más aún, son gigantescas transnacionales forestales que reciben casi la totalidad del financiamiento del estado para sus plantaciones (Decreto 701) y peor aún, dejándolas libres de impuestos porque según, hacen caridad. Y CONAF, que debería ser una entidad para proteger nuestros bosques, no es más que una organización que resguarda los bosques de la gran empresa, la cual depreda nuestros suelos y bosques nativos muchas veces “extrañamente” quemados para cobrar seguros y muchas veces culpando a mapuches para luego aparecer plantados con sus dañinos árboles.

No pasarán muchos años en que este territorio no sea más que peladeros o tal vez desiertos, porque donde ha habido bosques de este tipo ni siquiera brota el pasto debido a los fuertes químicos que usan como fertilizantes, fungicidas, plaguicidas altamente tóxicos y prohibidos en otros países, pero como Chile está diseñado para los empresarios, se les permiten. Para la sequía, existe algo de incidencia del calentamiento global y el cambio climático, pero lo que realmente ocurre es que los derechos de agua están constitucionalmente dados a la gran empresa (Paltas, mineras, hidroeléctricas, forestales, frutícolas, etc.) y obviamente a sus dueños, varios ministros del actual gobierno, la élite de este país.

Un puñado pequeño de sinvergüenzas a quienes no les interesa el bienestar social, pues si ellos destruyen y contaminan el ecosistema y paisaje, simplemente se cambian de lugar para hacer lo mismo… EN ABRIL, TODOS POR EL SÍ, CHILE NECESITA UNA NUEVA CONSTITUCIÓN, DONDE LOS SERVICIOS BÁSICOS ESTÉN GARANTIZADOS CON UN FIN SOLIDARIO PARA EL PUEBLO Y SUS TRABAJADORES, ¡BASTA DE ABUSOS!

Belén Curamil, hija de Alberto, viajó a San Francisco, EE.UU. a recibir el premio otorgado a su padre, estando encarcelado por su lucha en defensa del medio ambiente.